Últimos temas
4 -Ni tu culpa, ni la mía
Killing me softly [+18] - Página 4 EmptyHoy a las 4:02 am por Azalie

Registro y conteo de puntos
Killing me softly [+18] - Página 4 EmptyHoy a las 3:45 am por Azalie

No roots ❊ Makaria's wishlist
Killing me softly [+18] - Página 4 EmptyHoy a las 3:35 am por Makaria

— Apocalypse [8/9]
Killing me softly [+18] - Página 4 EmptyHoy a las 1:31 am por Génesis

Payne & Misery
Killing me softly [+18] - Página 4 EmptyHoy a las 12:08 am por Phantom

Weltschmerz
Killing me softly [+18] - Página 4 EmptyAyer a las 10:05 pm por Sorceress

About icy way
Killing me softly [+18] - Página 4 EmptyAyer a las 8:26 pm por Little Cash

Love in shades of wrong
Killing me softly [+18] - Página 4 EmptyAyer a las 1:01 pm por Bewölkt

I never saw you coming
Killing me softly [+18] - Página 4 EmptyAyer a las 12:30 pm por Bewölkt

Afiliados
Élites
Créditos
Tree Of Life es un foro de rol libre y su contenido es propiedad intelectual de los administradores del mismo y los usuarios que crean sus tramas. El diseño general del skin y las tablillas staff fue creado por Red, a quien agradecemos su contribución. Agradecimientos especiales a los foros dixinmortal y al foro de ayuda de Foroactivo, así como a los tumblrs de necromancercoding, Flerex, Gitanodoescodes y Maryskins, pues sin sus tutoriales y zonas de ayuda habría sido imposible completar esta skin. Las imágenes utilizadas no son de nuestra propiedad si no sacadas de las páginas Google, DLPNG, Pngflow, Freepng y DeviantArt (Captain-Kingsman16, DUA-PNGS, Weirdly-PNGS y nickelbackloverxoxox). También agradecemos a Mario Montagna de freepsdfiles por las imágenes de los botones, así como a freepik y a Flaticon por las imágenes de los iconos. Los iconos web pertenecen a la página FontAwesome. Por último, el diseño de la página html para las dinámicas es creación de ethereal-themes, que cede el código gratuitamente en su tumblr del mismo nombre.
Hermanos

Tumblrs de recursos para el rol

Página 4 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Miér Mar 17, 2021 1:21 am
Recuerdo del primer mensaje :


w i t h    y o u r    h a n d s
Killing me softly

Las almas en pena susurran el nombre de una silueta evaporada, manchada de roja sangre de venganza y hundida en la niebla de la soledad: Andrew Palmer, quien vivía en un delirante desfile de crímenes, intrigas y relatos sangrientos, pero lejos de ser el héroe de cualquier historia, se alzaba como el antagonista que engendra terror allá donde pisa, como Hades a las puertas del infierno.

Un asesino profesional que trabaja por libre se ve obligado a tomar una rehén cuando el pago de su último trabajo no sale bien. Pero lejos de querer un montón desorbitado de dinero, Andrew decide poner fin a la red de tráfico de armas de Walter Waldorf, un reconocido magnate; para llevar a buen puerto su plan, rapta a Cassandra Waldorf, la hija adoptiva de Walter y la llave de todas las puertas que serán abiertas por un hombre que solo pretende retirarse del podrido mundo de los sicarios por la puerta grande, sin saber que durante su camino se tropezará con la infranqueable piedra del amor.
Cronología

Wait for it
Take it slow
Shot me down
Acting like strangers
Flying knives
Casino night
Back home
Bloodshed
Sweet dreams
Unexpected
Honey moon




Andrew Palmer

Asesino
Tom Hiddleston
Phantom

Cassandra Waldorf

Sobrina de Walter Waldorf
Eva Green
Marlowe
One on One - ORIGINAL - Realista
XIII


Personajes secundarios:



s e c u n d a r i o s
Personajes


Walter Waldorf

Tío de Cassandra
Donald Sutherland

James Deckard

Interés romántico de Cassandra
Contable en el museo
J. J. Feild

Edward Shallow

Cómplice de Waldorf
Lee Pace

Stella Shallow

Esposa de Edward Shallow
Margot Robbie

Diana Paige

Ex Novia de Andrew
Charlize Theron
XIII


Última edición por Marlowe el Miér Nov 03, 2021 8:57 pm, editado 10 veces


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo


Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Miér Abr 14, 2021 12:55 am


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Ella picaba como una abeja reina enfadada, aunque muriera en el intento, estaba dispuesta a clavar su aguijón en lo más profundo. Indomable y salvaje dejaba a Andrew con ganas de someterla bajo su cuerpo una vez más, sin embargo, el cansancio acumulado y con la conciencia esclarecida, decidió por una vez no ser un huracán en medio de aquel tornado.

Pues duermes en el suelo, de aquí no me muevo.— Empezó a acercarse lentamente a ella, buscando incomodarla con su presencia, mientras la miraba seriamente, aguantándose una sonrisa diabólica que demostrara la realidad de sus intenciones. A medida que ella se iba alejando de él, Andrew saltó encima suya, sujetándola de las muñecas y aprisionando sus caderas con las piernas, haciendo que el libro terminase cayendo al suelo. Aprovechándose de su despiste, llevó una mano a su cintura y la sujetó contra él, pegando su frío aliento contra aquellos labios que había comenzado a echar de menos, pero lejos de plantarle un beso apasionado, la abrazó con fuerza para evitar que escapara, girando con ella en la cama hasta dejarla en el lado vacío y reconquistar el suyo.

Con una sonrisa satisfactoria, se acomodó en su lado favorito, abrazándose a la almohada y acurrucándose bajo las sábanas, pues no tenía intención de devolver el lugar que por derecho le pertenecía.

Buenas noches.— Sentenció, escondiendo una risa a la que por diosa pasaba, siendo en realidad una vil súcubo que le tentaba hasta el infinito, con el fin de flagelar su carne y llenarlo de sangre—. Y no intentes robarme el sitio nuevamente o te cobraré el derecho de pernada por dormir en mi lecho.— Esas amenazas del medievo provocaban otra risa burlona, sin atreverse a mirar aquel rostro iracundo y enrojecido.

Con las manos escondidas en aquel blanco impoluto de las sábanas, Andrew comenzó a jugar con los tirabuzones del pelo de Cassandra, ronroneando por lo bajo mientras se quedaba rápidamente adormilado, sin saber que la venganza de la mujer no tardaría en aparecer.

Ni lo intentes, Cassandra— amenazó aún con los ojos cerrados, por el solo hecho de sentir un ligero movimiento en la cama—Sé una niña buena y así no tendré que castigarte, ¿vale?— el tono de su voz se había vuelto comedido y más grave, sin dejar de ronronear como un gato que pretende sumirse en un sueño profundo y reparador.
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Habitación
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Miér Abr 14, 2021 2:30 am


CAPÍTULO IX
sweet dreams

La negativa del hombre a moverse frunció todavía más el ceño de la mujer que ya acompañaba con una mandíbula igual de tensa, intentando ignorar aquellas intenciones malvadas  y volviendo el rostro en dirección contraria a Andrew antes de que éste se lanzara sobre ella.

- No, ¡déjame! ¡suéltame!

Una vez más su instinto le dijo que cerrara las piernas y que no se encarara con aquel hombre mientras pataleaba, porque si ya estaba nerviosa, excitada -en el mal sentido- por aquel juego sucio repentino, quedarse atrapada en su mirada habría sido como el último suspiro antes de lanzarse al vacío. Siguió zarandeándose casi sin sentido bajo el torso de Palmer buscando alejarlo cuando, al quitarle su sitio, se percató de su plan. Estúpida, pensó que regresaba añorando algo más de ella -quisiera ésta o no devolverle el pensamiento- y, topándose con la realidad, se molestó todavía más.

- Eres un cerdo -declaró todo lo directa que se puede ser cuando mencionó la idea de intercambiar sexo por dejarla dormir en aquella cama-. Si fuera tú tendría cuidado, porque tal vez no vuelvas a despertar nunca. Sería una pena, ¿verdad?

Aquel enfado empezaba a ser más llevadero con algo de humor y cuando Adam le dio la espalda, Cassandra se le quedó mirando, pensando que podría hacer para enfurecerlo. Quizás habría podido subirse sobre su espalda y tirarle del pelo, puede que hubiera podido quemarle con el mechero que tenía a mano -siendo como era él hasta lo disfrutaría-, unas simples cosquillas le parecieron un juego de niños, pero cuando se le pasó por la cabeza pellizcarle no le resultó tan absurdo y así comenzó a hacerlo, casi sin poder ocultar la risa de una niña que no había sido todo lo mala que había querido de pequeña.

- Si quieres una niña buena, ¿por qué todavía me sigues el juego?

Aunque Cassandra no se estaba refiriendo a aquel juego infantil que se traían entre sábanas, sino al juego de vivir donde no le tocaba, al juego de prestarle hasta su ropa e incluso su cama.
Cassandra Waldorf - con Andrew Palmer  - Habitación
XIII


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Miér Abr 14, 2021 10:04 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Andrew había empezado a caer rendido cuando los pellizcos de Cassandra lo devolvieron al mundo terrenal, girándose abruptamente para encararla, con el ceño fruncido soltó un sonoro auch que daba a entender lo poco que le gustaba aquel juego.

Si te azoto será tu culpa, así que para ya— amenazó de forma contundente, con un brillo casi infantil en la mirada, antes de volver a darle la espalda para pretender quedarse dormido. Pero poco le duró la actuación, pues los dedos de Cassandra volvían a colarse por debajo de las sábanas para pellizcarle la piel, a lo que el hombre respondió con un sonoro gruñido, en cambio, esta vez no se giró, sino que esperó a que volviera a hacerlo una tercera vez, y entonces la cogió de las muñecas y giró hasta quedar sobre ella, esperando a que pataleara y gritara que la soltara de su brusco amarre.

Pero no contento con ello, se deslizó bajo las sábanas y empezó a mordisquear su piel, primero en los brazos, luego en las costillas por encima de la camisa y por último en vientre, terminando por levantar la prenda con los dientes, para morder el espacio que separaba sus caderas de sus piernas.

¿Vas a continuar? Porque soy capaz de morderte los labios también, y no hablo de tu boca.— Soltó sus muñecas y volvió a su lugar, tumbándose boca arriba está vez, pero con los ojos abiertos, comprendiendo que necesitaría algo más que un lecho cómodo para conciliar el sueño.

Si me vas a matar, hazlo cuando me quede dormido al menos, que así tienes más posibilidades de no fallar — Colocó los brazos debajo de la cabeza y dirigió la mirada al techo, recordando las últimas palabras que aquella mujer le dedicó el día anterior, sin poder evitar curvar los labios en una sonrisa—. Tengo una duda... dices que soy un cerdo, pero eres tú la que se puso cerda anoche y estando manchada de sangre, que no es poco, sin embargo, si te ofrezco sexo en una cama amplia y con las sábanas limpias, me rechazas. ¿Es algún fetiche escondido que tenías? Porque mira que cuando dije que me gustaba hacerlo en lugares pocos comunes, no me refería junto un cadáver fresco.

Giró el rostro para mirarla, relamiéndose los labios, aguantándose una sonrisa sarcástica que volviera a desquiciarla y la obligase a buscar venganza mediante algún comentario insípidamente sarcástico.
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Habitación
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Miér Abr 14, 2021 11:26 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

El ceño fruncido de Cassandra mutó en un amago de sonrisa causada por sus malas intenciones y la satisfacción que le producía molestar a aquel hombre. Incluso la mantuvo durante los primeros segundos de aquel forcejeo inesperado en el que se encontraría como respuesta a sus maldades, ignorante de que aquel estaba siendo su rostro y reacción. Los cuales comenzaron a consumirse muy pronto. Si el agarre no había conseguido ocultar su sonrisa de diablo, aquellos mordiscos convertirían ésta en un crudo signo de interrogación donde la mujer se preguntaba por qué parecía buscar aquello y por qué una vez conseguido, se avergonzaba hasta el enfado. Como siempre, su respiración se hizo más superficial de lo correspondiente e incluso cerró los ojos en algún que otro mordisco. ¿Y cómo decirle que siguiera sin hacerlo? Pues no haciéndolo, obviamente. La única respuesta válida para Cassandra, que una vez libre le dio la espalda a Palmer, juntando de nuevo las piernas e intentando aplacar el calor que comenzaban a emanar.

- Oh, vamos, no me has ofrecido sexo -contestó revolviéndose en la cama-. Has hecho lo que haces siempre, bromear sobre cobrarte en carnes que duerma aquí y decir un montón de cosas obscenas sólo para molestarme.

Estaba claro que aquello iba a salir tarde o temprano y si Cassandra esperaba que Andrew fuera discreto y no brutalmente honesto como siempre, sus esperanzas se fueron por el desagüe como la sangre de Kane, por lo que a la chica no le quedó más remedio que darse la vuelta y ser... ¿sincera?

- Mira, lo que pasó anoche es algo que preferiría borrar de mi cabeza, así que te agradecería que no lo volvieras a mencionar. Ni lo del sexo, ni lo de la sangre, ni nada. Vamos a dejar esto claro aquí y ahora. ¿Me puse cachonda cuando mataste a Kane? No diré que no. ¿El sexo estuvo bien? -titubeó cuando llegó a la boca del lobo-.  No diré que no. Pero ya está, eso es todo. Nunca lo había hecho de esa manera y no volverá a pasar. No quiero que mi vida se resuma en decisiones que tomo con mi alma concupiscible.
Cassandra Waldorf - con Andrew Palmer  - Habitación
XIII


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Jue Abr 15, 2021 11:43 am


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Palmer no pudo evitar reírse de Cassandra, la gracia que le hacía verla enfadada consigo misma iba más allá de lo que aquel hombre podía provocar en una mujer que llevaba toda una vida viviendo una historia que no le pertenecía. Tampoco pudo evitar burlarse de ella en todos los aspectos, llegando a preguntarse si lo hacía por puro divertimento o por sentirse vencedor por encima de todos aquellos candidatos que habían intentado hundirla en su propio abismo, fracasando en el intento.

No estoy seguro si rechazas todo esto por puro orgullo o porque no soportas la idea de no conocerte a ti misma. Tu burbuja de niña pija ha explotado y te has dado cuenta que lo que tenías no es realmente lo que querías, así que ahora, a pesar de que has abierto los ojos, sigues pensando que en algún momento todo volverá a la normalidad, porque es la única forma que tienes de sentirte segura. Déjame hacerte un spoiler: eso no va a suceder. Tendrás que aprender a convivir con la verdad, la de tu tío, la de tus padres y la tuya propia.

Aquellas palabras recelosas parecían contener algo de rabia dentro, rabia por no sentirse aceptado, rabia de no poder cambiar el destino con un chasquido de dedos o rabia contra su propio ser, porque mentía si decía que a él le costó menos adaptarse a su naturaleza real. ¿Quién en su sano juicio no pretendió ser el héroe de su propia historia en algún momento? Incluso el demonio fue condenado por soltar la verdad y rebelarse contra los designios de un Dios, que, en su omnipotencia recelosa, solo pretendía cegar a una humanidad aletargada. Una historia que se repite desde el inicio de los tiempos, como bien lo quiso explicar.

Estás tan obcecada en tu balanza del bien y el mal, que ignoras la realidad. Esto es un círculo que está destinado a repetirse, como la historia de Prometeo, que llevó el fuego a los hombres y por ello fue condenado por Zeus. Dios hizo lo mismo con Lucifer, que significa literalmente "el que porta la luz", lo desterró por decir la verdad. ¿Y quién es Dios para juzgar? Si solo es el genitivo de Zeus.

Una risa irónica salió de sus labios, girándose hacia ella para tenerla de frente, sin atreverse a tocarla, para no despertar en ella ese asco que parecía tenerse cada vez que pensaba en él como el hacedor de todas sus desgracias.

Cuando abras los ojos de verdad, podrás sustituir esos recuerdos que te fastidian la existencia.— Apretó los labios en una mueca condescendiente, oscilando en si meter las manos bajo las sábanas y quemarse la piel con la ira de la mujer y el deseo de su propio ser o no hacer nada y sumirse en su cansancio.
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Habitación
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Jue Abr 15, 2021 6:20 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

- No, joder. Rechazo esto porque ¿quién coño en su sano juicio querría ser así? ¿Qué más da si lo que tenía no era lo que quería? Los drogadictos también quieren meterse heroína a todas horas pero eso les acaba matando. No quiero tirar mi vida a la basura sólo porque sus cimientos se tambaleen.

Cassandra discutía con Andrew casi como consigo misma con aquellas frases, pero llevaba días en aquel piso y ni siquiera había ido a trabajar, intentando gestionar todo lo que fuera posible a través de su teléfono móvil o el ordenador portátil de Palmer. La mujer únicamente estaba demostrando aquella valentía y decisión de palabra, pues todavía seguía escondida en aquella caverna de Platón, intentando descifrar que forma tenían las sombras que cada quien le mostraba, demostrando ella que todavía no estaba preparada para ver la luz del día.

- ¿Sabes qué hay de malo en tus ejemplos? Que la biblia sólo es un montón de parábolas ficticias y los mitos.... sólo mitos. Esto es la vida real, siglos y siglos después de todos tus cuentos, y quien no encuentra un equilibro o mesura o incluso se autojuzga con la peor de las varas, no encuentra ese balance tan necesario para poder introducirse en el entramado social actual, lo que incluye trabajo, estabilidad vital, mental, y un montón de cosas más, necesarias en los tiempos que corren. Porque aunque no tenga el fuego de Prometeo, no lo necesito porque tengo una estufa, una vitrocerámica y electricidad. Y si dejara que mi vida fuera la que me sometiera a mi, perdería todo eso y más.

Aquella conversación comenzaba a carecer de sentido y Cassandra recomendó que acabara en aquel punto, mientras se volvía para dormir dándole la espalda a su nuevo compañero de cama. No obstante, si algo no podía intentar controlar la mujer eran sus actos estando dormida, lo que la llevó a pasarse más de la mitad de la noche abrazada a la espalda de Andrew, teniendo, desde luego, mucho menos espacio para campar a sus anchas en aquel colchón, pero embebiéndose en aquel calor humano que emanaba el otro y que añadía placidez a sus sueños.

Una deliciosa situación -deliciosa también porque nadie podía culparla por elegir una postura u otra en la cama durante su fase rem- que llegó a su fin cuando unas ligeras sacudidas la despertaron de imprevisto.
Cassandra Waldorf - con Andrew Palmer  - Habitación
XIII


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Jue Abr 15, 2021 10:50 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Los ojos se le cerraban lentamente a medida que la discusión avanzaba y por mucho que quisiera seguir el ritmo constante de aquella conversación, Andrew cedió ante el cansancio, quedándose profundamente dormido al cabo de unos pocos minutos tras darle la espalda a Cassandra para poder dormir a sus anchas – todo lo que el espacio sobrante de la cama dejara –.

Las horas pasaron de manera imperceptible para un hombre que llevaba semanas durmiendo de pena, pero caprichoso fue su subconsciente cuando instaló en él una pesadilla recurrente; una hoguera llameaba viva quemando cuerpos conocidos, cadáveres de amigos, sus cabellos envueltos en cenizas y las bombas al pasar por un campo minado hacía que temblara como un azogado, sin saber muy bien qué hacer, cómo ayudar o peor, cómo escapar. De la nada, en una oscuridad repleta de ojos brillantes, los fantasmas de rostros conocidos comenzaron a perseguirlo, no era una amenaza ni el espejo de su propia alma, era la culpa que lo seguía hasta hacer sus recuerdos trizas. Miradas torturadas, miradas aterradas, miradas que suplicaban por una salvación que no llegaraba ni lo haría, ni en la tierra ni el cielo, pues condenados estaban todos aquellos hombres que masacraron ciudades enteras en post de una guerra que no les pertenecía ni representaba. Aquel laberinto de sangre, gritos y miembros era su cárcel personal, un horror innombrable para un hombre con la consciencia suficiente para llorar los nombres de cientos de compañeros, aldeanos, niños y mujeres que habían caído en la vigilia eterna de la muerte por sus propias manos. La culpa lo azotaba incluso en las sombras.

Y entonces empezó a oír voces, todos pronunciaban su nombre en un susurro que iba esclareciéndose cada vez más hasta distinguir la suave y melodiosa voz de una mujer que apelaba a que abriera los ojos y viera la realidad. Y cuando lo hizo, despertó, envuelto en sudor y con la respiración agitada, tan desorientado que no reconoció a Cassandra, asustándose al ver aquellos ojos tan vivos que terminó por separarse bruscamente de ella, en cambio cuando la reconoció, su respiración fue calmándose paulatinamente, sintiendo en un arrullo como lo rodeaba con los brazos y le susurraba palabras imperceptibles al oído.

Por favor, no me dejes solo esta noche— terminó por musitar de forma entrecortada, rodeándola él también con los brazos y pegándola a él con una necesidad absoluta, mientras que el horror seguía perdurando en su retina.
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Habitación
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Jue Abr 15, 2021 11:25 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

A Cassandra Waldorf le costaba gestionar su vida desde hacía tiempo. Los últimos acontecimientos no ayudaban a tal empresa, sino que movían la balanza peligrosamente hacia un punto de no retorno. No obstante, cuando el problema no radicó en ella por primera vez, con los ojos de aquel hombre que la miraba llenos de miedo, pareció actuar más lógica que nunca, intentando despertar a Andrew, no molestándose porque éste, aturdido la despreciara momentáneamente, y conciliativa en sus tribulaciones como sólo una madre sabe hacer.

- Tranquilo, ya está. No pasa nada. Tranquilo.

Con una mano atrajo a aquel niño asustado hacia su pecho y con la otra lo rodeó intentando calmar aquella dolorosa irrealidad que, fuera cual fuera, había convertido a un asesino en víctima y cobarde. Sus palabras, aunque de boca de alguien que no temblaba cuando debía empuñar un arma, sonaron tan indefensas, tan desesperadas, y su abrazo se notó de igual forma que Cassandra, lejos de burlarse de aquella fragilidad, seguía susurrando en su oído palabras de bálsamo para aquella herida mientras acariciaba su nuca, mesaba sus cabellos, e incluso apoyaba sus piernas sobre las de él para que la postura les ayudara a compenetrarse todavía más, con Andrew enroscado en posición casi fetal.

No quería ser egoísta pensando en si misma, pero ¿cómo se sentía ahora que era consciente de que aquel hombre no estaba hecho de una piedra resistente que pudiera llevarse cualquier río salvaje que intentara arrastrarla a ella, sino que se desgastaba con la marea como cualquier roca expuesta demasiado tiempo a aquel capricho salado?
Cassandra Waldorf - con Andrew Palmer  - Habitación
XIII


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Dom Abr 18, 2021 1:38 am


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Tembloroso y con la respiración agitada, Andrew abrazaba cada vez más necesitado a Cassandra, como si solo en sus brazos encontrase el aire que le faltaba, disipando las tinieblas de sus recuerdos con un cariño frío y fingido, pero que lo confundía lo suficiente como para creerse la mentira. Así, con las defensas bajas, el hombre cerró los ojos esperando aislar a su triste miedo y volver a imponer su carácter embravecido.

Perdona...— terminó susurrando al cabo de un rato, separándose de ella para volver a tumbarse boca arriba y clavar la mirada en el techo, sumiéndose en sus pensamientos—. Ha sido una pesadilla muy vívida.— Se excusó, como si su subconsciente no pudiera permitirse jugar con la culpa de sus acciones. Pero lejos de intentar recomponerse rápidamente, terminó por soltar un suspiro profundo, lleno de ganas de llorar, escondiendo su rostro bajo las palmas de sus manos hasta hacer desaparecer aquellas cualquier indicio de las lágrimas que amenazaban con resbalar por sus mejillas.

Dentro de su propio aislamiento, veía los rostros de aquellos amigos, hombres, mujeres y niños muertos, como un recuerdo reciente que le provocaba una asfixiante presión en el pecho, por lo que, tras frotarse el rostro, volvió a girarse hacia la mujer que tenía a su lado, pasando los brazos contra su cintura para pegarla a su pecho en un abrazo más comedido.

Háblame de algo... cualquier cosa, insúltame si quieres...Pero hazme olvidar mis fantasmas. Aquello último sólo lo pensó, mientras acariciaba las mejillas de la muchacha con la punta de su nariz, en un cruel dulzor valeroso, dejando a su completa merced los esqueletos de un hombre temeroso de sus propios recuerdos, que se alzan en sendas imágenes con olor a muerte de azogue, azotando su lomo con balas de plomo.
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Habitación
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Dom Abr 18, 2021 5:37 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Cassandra vaciló un instante entre los brazos de Andrew. Con la proximidad sus ojos se cerraban y su mano seguía devolviendo caricias que nadie le había pedido. En condiciones normales nunca habría desperdiciado su miel con aquel hombre, pero como sucede en una guerra, burbuja que pone punto y aparte a las reglas que conocemos, nadie esperaba que se comportase según lo que corresponde.

Cuando Andrew le pidió que le insultara, ella lo miró esperando que no pensara que sus actos estaban siendo demasiado condescendientes, ¿podía permitirse alguien como Palmer dar pena o ser consolado sin que saltaran sus alarmas?

La mujer tenía su pierna sobre la ajena y sus manos seguían proveyendo a éste de caricias mientras sus labios se disponían a hacer lo mismo. Primero le besó en la mejilla, después en la barbilla, la comisura de los labios se antojó propicia a otro beso más, y después de una última mirada, sus labios empezaron a rozarse, casi sin hundirse en aquellas húmedas arenas movedizas, solo un cálido abrazo. Apoyó su nariz contra la de él y se relamió los labios antes de besarle de verdad, aunque todavía de forma casi superficial, esperando que la inocencia de aquel momento se mantuviera todo lo posible, embarcando a ambos en una odisea de agradables sensaciones que dejaban participar a todos sus sentidos.

Cayó en aquella trampa una y otra vez con suficiente mesura como para que el azúcar no se derritiera tan pronto. Solo los pocos segundos que tomaba para respirar se detenía a pensar en lo que estaba haciendo, abriendo los ojos como si las vistas le ayudaran a aclarar sus ideas. No obstante, cuando parecía que su pensamiento comenzaba a tener forma, otro beso volvía a difuminarlo todo.
Cassandra Waldorf - con Andrew Palmer  - Habitación
XIII


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Lun Abr 19, 2021 1:07 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Absorto en sus labios, solo pensaba en seguir besándola, suave, lenta y fulgurante como una despedida eterna en la que los amantes se resignaban a vivir separados, pero no sin antes paladear el sabor de un último y eterno beso. Confundido con aquella suavidad sentimental, pensaba en la forma ideal de romper el encantamiento y volver a su acostumbrada bestialidad, sin embargo, no eran sus deseos los únicos partícipes de aquella balada que inconscientemente disfrutaba, como el poeta que esconde tras versos y rimas lo que realmente siente por su amada.

Entrelazando alientos y lenguas, se perdían en el vacío de la cordura, besos tibios, largos, entrecortados que complicaban la inexistencia de unos sentimientos invisibles que amenazaban con formar parte de aquella danza de ritmo inverosímil, con el miedo latente de despertar de un dulce sueño con notas de miel y vainilla.

Necesitando fundirse en aquella piel tersa y candela, la abrazó contra su cuerpo girándola hasta colocarla sobre él, pidiendo más de aquella condena que entrelazan el destino de dos seres como el peor de los castigos, esos que rasgan en heridas pronunciadas y escuecen hasta el alma.  

Andrew odiaba esa sensación necesitada que olía a debilidad sentimentalista, recordándole que no era más que un simple mortal bajo el designio de unos dioses malvados que jugaban con los hilos de su existencia, dejando claro que en el contexto de su historia era capaz de sentir dolor, piedad e incluso amor.  

Asqueado consigo mismo, gruñó contra aquellos labios azucarados, pidiendo que lo empapara aún más con el néctar de su ambrosía y así sesgara la sed que quemaba su garganta.

Por favor...—musitó en una súplica temblorosa, con la voz rota y el un dolor palpitante en la garganta —...no pares— Las palabras fallaron a su subconsciente, quién pedía clemencia, sin embargo, él ya no estaba dispuesto a parar la mecha de aquella bomba que amenazaba con destruir todo a su paso, empezando por ellos.
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Habitación
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Lun Abr 19, 2021 6:12 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Con el bamboleo suave de una caricia, Cassandra se posó sobre Andrew demostrando la superioridad de sus gestos, el poder de ese reino intangible que hacía algo más que convertir a los hombres en bestias, pues los convertía en dioses.

Firme en su convicción de mantener a raya de momento instintos lascivos que pudieran arruinar aquel cielo despejado, Cassandra se empleó todavía más a fondo en aquellos besos, haciéndolos sencillos, largos, pero profundos. Arrancando suspiros y peticiones necesitadas de una respuesta que nunca llegaría. Empapando al hombre de incertidumbre, los labios de la mujer le regalaron un tour por aquel cuello que parecía tan tenso. Manteniéndose en su nueva posición, no la destinada a estar encima de Andrew, sino la de hacer que sus antojos se cumplieran, la lentitud con que Cassandra se afanó a conquistar aquel cuello tuvo que volverle loco como poco. Y cuando parecía que el hombre dejaba escapar algo de ímpetu, la mujer lo detenía. Atrapaba los labios de éste y volvían a bailar la danza al ritmo que ella les permitía, posiblemente frustrando a Andrew de forma airada.

Con delicadeza comenzó a desabrocharse los botones de una camisa que no le pertenecía, haciendo todavía más cálido aquel abrazo que intentaba controlar sin que las llamas no cegaran a nadie. Pero las miradas... las miradas podían ser tan peligrosas. Y provocadora, la mujer se separó unos centímetros de los labios de Palmer y lanzó una fugaz mirada hacia sus pechos esperando que éste la siguiera, devolviéndosela a continuación como la sibila que implanta una idea en mente ajena fingiéndose inocente.

El deseo ya formaba parte de aquel juego, pero de una forma tan retorcidamente pausada que daba tiempo a ambos a sentir, a palpar, a oler e incluso a notar como sus cuerpos se derretían en aquel calor con un sabor distinto al acostumbrado.

Los corazones de ambos latían el doble de fuerte y era imposible no oírlos con aquel canto lento a la agonía interna, con aquella inmolación a medio fuego que acompasaba hasta los suspiros de ambos en un tempo infernal que se fingía romántico y que apestaba a sentimentalismo, a soledad y a profunda tristeza haciendo todavía más peligrosa la odisea de no sentir realmente nada por el camino.
Cassandra Waldorf - con Andrew Palmer  - Habitación
XIII


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Lun Abr 19, 2021 11:50 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

El cuerpo de Cassandra sobre el suyo era como una pluma que lo acariciaba, suave y tentadora, pero, aunque despertase sus instintos dormidos, aquel hombre falto de cariño solo deseaba fundirse con ella y dejar de sentir el peso de la culpa que lo atormentaba y enloquecía. Aun así, no pudo evitar soltar ronroneos de placer, mientras sus manos descendían de manera intermitente, como un ungüento de suaves caricias que amansaba su espíritu y provocaban suspiros de brillo musical. Contra aquella lívida boca, deseaba que fuera ella quien desgarrase esta vez sus carnes, con clavos de pérfida venganza que rasgan la madera hasta que solo queda serrín, en aquel nido íntimo, dejaba invadir su sombra con tranquilos besos de llamas oscilantes, ni si quiera su agitado corazón temía ya a ser asido en un puño de hierro y ser tomado como un simple llavero.  

Entre besos infinitos que se tornaban voraces, amansaba aquella amazona a la bestia que tenía bajo sus piernas, invocando el pandemónium maldito entre las ansias de palidecer y ser ofrecido como ofrenda a su delito. Sin palabras y sumido en la oscuridad de la habitación, sus ojos siguieron el destello de aquellas manos femeninas, relamiéndose los labios cuando la bella piel de su torso quedó expuesta, pero solo cuando la mirada de aquella diosa benevolente dio su permiso, el mendigo hambriento se abalanzó contra sus pechos, deseando saciar el hambre voraz que despertó en él en ese preciso momento.

En una carrera de lengua contra dedos, los suspiros y las caricias se juntaban en el sendero del cielo que brotaban de aquellos blancos y firmes pechos, como el mismo anhelo de libertad con el que Dédalo añoraba y por el cual enseñó a Ícaro a volar.  

Cuando sus labios pidieron tregua, se separó de aquellas relucientes perlas, enredando los brazos en su cintura como lianas en los árboles de la selva. Ascendió entonces la mirada para encontrarse con unos ojos llenos de pasión.

¿Cómo puedes ser una bestia sedienta de sangre un día y un ángel que derrite sus alas por volar tan cerca del sol al día siguiente?— Acarició su cuello con los labios en besos ponderosos, embarcado por la dulzura y la necesidad de fundirse con ella como el metal que se derrite con el calor de la lava.
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Habitación
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Mar Abr 20, 2021 1:27 am


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Como la madre que amamanta a sus cachorros, Cassandra aguantó estoica el ansia desbordante de aquel niño necesitado que desgarraba el carácter impasible de la mujer con claros suspiros que dejaban atrás toda inocencia pretendida en un principio. Aún con todo, el escenario no podía ser más distinto a su último encuentro, donde la pasión les estaba convirtiendo en un eco vacío de necesidad por saciar su hambre, sus vicios, sus caprichos, y no en las criaturas vulnerables que parecían sanar sus heridas con cada una de las caricias ajenas, buscando el contacto piel con piel como respuesta a una pregunta existencial que les era imposible de resolver.

Una sonrisa escapó de los labios de Cassandra como respuesta a aquel cumplido inesperado.

- ¿Y tú? ¿Cómo puedes arrastrarme a tu infierno particular contra mi voluntad y después hacerme rogar porque me quemes con cada una de tus caricias convirtiendo mis alas en la hoguera que nos vea consumirnos? -pues era así como se estaba sintiendo en aquel momento, pero ¿tenía permiso para manifestarlo en voz alta? Probablemente sus palabras se volverían contra ella como sucedía siempre, pero eso sería en otro momento en que su sonrisa no fuera interrumpida por más besos-.

Sus palabras se entrecortaban suavemente, rasgadas por incipientes llamas que brotaban del estómago de Cassandra y que estaban siendo atizadas por desesperados besos en su clavícula. Sus caderas comenzaron un vaivén inconsciente sobre Andrew volviendo más tensa la erección sobre la que se estaba sentando, todavía impedidos ambos por sus prendas más íntimas actuando como cortafuegos.

Cassandra, harta de estar en tierra, cogió el primer barco que pasaba por todo el cuerpo de aquel hombre, llevando consigo sus labios y depositando besos en cada puerto, esperando que la sal marina curara sus heridas. Éste ni siquiera encalló cuando su rumbo se desvió demasiado hacia el sur, tratando con la misma pasión todas y cada una de sus partes más íntimas, atrapando en su boca de sirena el mástil de un capitán que se doblegaba a cada movimiento.

¿Dónde tenía ahora ese ángel sus alas?
Cassandra Waldorf - con Andrew Palmer  - Habitación
XIII


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Mar Abr 20, 2021 11:38 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Y él fue a la cama con Perséfone, la de blancos brazos, robada por el dios de los infiernos del lado de su madre. Aquella ninfa se convertía así en diosa y reina de su propio inframundo, dejando a aquel perpetuo Hades completamente prendado de su belleza, de sus artes y de su lengua. Como quien recorre los senderos de la perdición, y no recuerda que va de la mano del diablo, así recorrió con la mirada a aquella mujer que amenazaba con hacer de él su Pegaso particular y montar a las tierras heredadas. En el confín de su lecho, aquel hombre maltrecho suspiraba el nombre de una diosa de ébano y marfil, que desligó el amor de las serpientes de la tentación, y a la sombra de un barco de vela, zarpó a tierras no conquistadas.

Un suspiro escapó de sus labios cuando sus besos suaves se posaron en la piel baja de su vientre, pero poco a poco entreabrió los labios para dejar escapar un gemido ronco y necesitado. Como la tierra húmeda tras la lluvia, así sintió su boca, caliente y mordaz que lo arrastraba a la emoción de un ayuno que amenaza con hacerlo perecer. Sus huesos temblaron bajo la piel, arqueando todo su ser, mientras pedía clemencia al cielo y rezaba a la nueva diosa de su credo.

Como barco a la deriva, surcaba los mares de su boca, sin tocar piel o pole, arrastrando los dedos por las sábanas, sintiéndose descender a bajamar, entre las aguas del placer y las arenas de la muerte. Con los ojos clavados en aquella sirena enmudecida que despliega sus velas en el mástil, sintiendo bajo sí la sal y la espuma de la marea. Hosco y en silencio, pidió tregua el mareado marinero, tirando de ella para volver a fundirse con sus labios antes de pedirle que volviera a posar sus caderas en lo alto de su fuste.

Me estás volviendo loco...— Con tal vehemencia pasó las manos por todo su cuerpo, apretando sus muslos y luego sus nalgas, sin caer en la brutalidad con la que siempre se empeñaba, sino otra fuerza llamada necesidad era la que convertía en cárcel las curvas de aquel cuerpo que ansiaba poseer—. Por favor...— rogó por vez primera, en voz rota y queda, mientras volvía a poner ahínco a los besos en el cuello ajeno, descendiendo por su clavícula, hasta llegar a sus pechos. Creyéndose tantos años un vencedor, vio llegar contra sí a la fortuna, que desplegó su maldición en forma de mujer importuna, primero Circe y luego Perséfone, ansiando llegar a los brazos de Penélope, como un Odiseo olvidadizo que ya no reconoce el color ni el aroma de su Ítaca. Extraño en su propia región, cerró los ojos esperando que alguien, que alguna de las tres mujeres que compartían un solo cuerpo, se ligara a su duro mástil y con fuero y encanto, venciera a las tremebundas mareas que desembocan en la laguna del infierno.
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Habitación
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Miér Abr 21, 2021 1:41 am


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Cuando uno se entrega por completo al vicio de lo indebido, hay algo en la forma que tienen las mujeres de moverse, de balancearse con la exquisitez de un péndulo que ha sido concebido en la perfecta redondez de todos sus lados, que se vuelve hipnótico, peligroso, adictivo. No hay entonces mujer más nociva para la salud que aquella que sabe lo que es capaz de provocar con su bamboleo.

- ¿Quieres volverte loco de verdad?

Por fin aquella sirena había mostrado su otra cara. Carecía de cola y con facilidad atrapó el mástil de aquel hombre a la deriva intentando acomodarse sobre él. Rota de placer pero manteniendo la compostura, se mordió el labio intentando evitar un gruñido que se transformó en suspiro. Sus mejillas se sonrojaron, pero entonces el auténtico color áureo de aquella bruja se dejó apreciar por fin, peligrosamente lenta en sus movimientos pero ávida en su discurso al oído y en las promesas sibilinas de locura que ofrecieron sus ojos cuando escucharon aquel primer ruego.

- Dime qué es lo que quieres y será tuyo si me imploras lo suficiente.

Como el Dios que no es nadie sin sus fieles, la mujer adoptó aquel juego de deidades con gusto inesperado en cuanto comenzó a oír los rezos de su adepto, cuyas palabras pusieron en funcionamiento aquel péndulo resignándose Andrew a perecer bajo él tarde o temprano al amparo del placer.
Cassandra Waldorf - con Andrew Palmer  - Habitación
XIII


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Jue Abr 22, 2021 10:59 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

En aquella noche oscura y fría, sus cuerpos se calentaban entre besos y caricias, y aunque suplicaba con la mirada, parecía no ser lo suficientemente persuasivo. Pues por más que rogara que le quitara todo y lo dejase sin nada con tal de no perderla en ese preciso momento, sus labios se negaron a pronunciar más palabras de anhelo, como si el simple hecho de hacerlo lo convirtiera en un hombre de blando corazón. Solo sus ojos se posaron en ella, rogando que no se detuviera.

¿Cómo poner en acciones las palabras que revoloteaban en su cabeza? Solo deseaba que la vida no fuera más allá de sus brazos y sus piernas, llenar de besos el vacío de su ausencia y la falta de un corazón que se ciñera en su pecho y le demostrase que no solo de miedo tiembla el cuerpo. Ni la pólvora dejaba el rastro que Cassandra espolvoreaba sobre su cuerpo a base de besos, ni los rayos de sol calentaban tanto como las infinitas piernas de aquella amazona salvaje y delicada a partes iguales.

Tú, toda tú— logró musitar mientras arrastraba los dedos por sus muslos, asiéndolos con ganas, deseando llenarlos de besos húmedos y hundir el rostro a medio camino de su cadera y su sexo. Así como la devoraba con la mirada, deseaba llenar de besos cada lunar y cada marca, trazando su propio camino sin miedo a perderse en aquella piel prístina. —Solo déjame darte placer, pídeme que haga lo que quieras y lo haré.

¿Hacían falta más palabras? Quería ser el navegante en las olas de su cuerpo, anclarse a ella en noches de tormenta y provocar jadeos como truenos con sus besos. Obsesionado y abatido a partes iguales, tiró de ella para volver a besarla con ahínco, mientras sus caderas se elevaban y descendían a causa del deseo, dejando estragos como una ventisca de verano. Surcaba las serpenteantes curvas de su cuerpo con las manos, deseando poder hacerlo también con la boca, mientras encaramado a sus labios de luna roja, gemía su nombre como una súplica enmascarada.

Confundido entre el deseo animal y la necesidad de paz, levantó la vista a sus ojos, sintiendo un ardiente cosquilleo que lo impulsaba a pedir más movimiento, hundiendo su palpitante sexo como una corriente de fuego que se orilla a ella queriendo incinerar su carne y templar así su deseo. Rozaba su voz contra aquella vasta desnudez, desgajado y ofreciéndose como tributo a sus más profundos deseos, con lenguaje minucioso y deslizando sus dedos por todo su cuerpo, mientras intentaba encontrar su cordura entre aquellas sábanas que servían de cómplice a los actos de dos mentirosos que solo prometieron odiarse.
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Habitación
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Vie Abr 23, 2021 11:35 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

En aquella batalla contra el deseo y la cordura, Cassandra se había autoproclamado Palas Atenea y con mano de hierro comandaba el cuerpo de Andrew hacia el abismo de la ominosa desesperación. Su plan, no obstante, se torció cuando aquel mísero mortal se ofreció a darle placer y rogó por ello con un aliento que le costaba mantener. Nadie recordaba ya quien había sido el culpable de semejante contienda y las buenas intenciones que revistieron los actos de Cassandra se vieron pronto ensuciadas por la libidinosa boca de Palmer, que ofrecía copiosos sacrificios a una diosa que bebía de la veneración de otros.

Una peligrosa sonrisa se posó en sus labios cuando volvió la mirada para comprender el largo recorrido que había hecho hasta llegar a una situación de poder que ahora le estaba costando abandonar. Sin embargo, no había mayor adoración hacia una deidad como aquella que la de cumplir sus hedonistas caprichos y así lo vio la mujer, que empezó a olvidarse de mover las caderas cuando Palmer le disputó el título de diosa de la guerra destapando el ímpetu de un Ares furioso con su hermana y complaciente al mismo tiempo.

Cada suspiro que llevaba su nombre sonrojaba todavía más sus mejillas y mientras una de sus manos se hizo con el rostro de Andrew queriendo escuchar todavía más cerca aquella adoración, la otra se deslizó avariciosa para acariciar su sexo mientras intentaba controlar su respiración ante el tornado que entraba y salía de ella con devota furia y borraba el camino trazado hasta allí, volviéndola débil, con una plegaria hecha de gemidos desfilando por su boca. 'Sigue, por favor' imploraba con voz queda. 'Por favor, por favor' repetía trémula como un disco rallado que quiere que lo rompan en pedazos.

El apoteósico final se hizo de rogar y con él apareció una Cassandra incapaz de gestionar cada sensación o sentimiento, siendo arrasada por éstos, pidiendo todavía más entre unas lágrimas que nadie sabía cuando habían comenzado a aparecer, cuando se irían o qué era exactamente lo que las estaba causando: si una pasión incontrolable o unas emociones que habían estado demasiado tiempo controladas.
Cassandra Waldorf - con Andrew Palmer  - Habitación
XIII


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Dom Abr 25, 2021 1:54 pm


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Mirándola como el ser irreal y divino que parecía, cayó preso de sus súplicas mundanas, encendiéndose como el carbón bañado en gasolina solo para abrasarlo todo a su paso todavía más rápido. Llegó a pensar que aquello sería otro sueño deshilachado de un subconsciente dañado, pero se reprochó a sí mismo que su locura tal vez lo estuviera engañando para no disfrutar de aquella realidad tangible donde el dolor, el deseo y las penas de un corazón solitario se mezclaban en un viejo y raído jarrón desportillado. Ajetreado y sofocado, siguió con el vaivén de sus caderas solo para devorar su delicada y fogosa mirada, embistiendo todo su ser para enjugarse en su sudor y en el agasajo húmedo de su sexo. Caliente, trémulo y visceral, sintió el vértigo en un espasmo interior que lo empujaba a la brecha entre el goce y la demencia, a media cadencia de la inestabilidad mental y el cansancio corporal, rompiendo las olas a puro embate cuando el palpitar en su interior se sintió envuelto en fluidos que olían a fragancia etérea de agonía y orgasmo.

La lejanía de su cuerpo de manera tan repentina, lo llevó a pensar en que algo había hecho mal. Primero se enfadó por no culminar y luego se amedrentó por aquella separación que se sentía a muerte suicida. No dijo ninguna palabra, solo se giró para abrazarla, acariciando sus cabellos y tragándose aquel fuerte deseo de su cuerpo, que sin pudor ni recelo parecía convertirlo en una bestia necesitada de una sola mujer para calmarla. Arrepentido de saberse tan egoísta, pensó en la impureza que lo manchaba y en cómo quería que solo él la trasladase de la vida a la agonía, compartiendo su impureza y mancharla de conmovedor pecado, uno posesivo y envenenado.

Entre beso y beso en aquellas sonrosadas mejillas, sintió la sal de unas lágrimas mojar sus labios; la sorpresa y el desamparo volvieron a zarandear su mente, dejándolo aletargado en los recuerdos breves de sus acciones, intentando descifrar qué había hecho o dicho mal aquella noche para provocar tal tristeza en aquella mujer felina. Manso y afiebrado por la calidez untuosa de sus pieles, giró el rostro de Cassandra para tenerlo de frente y así enjugar cada una de las lágrimas blandas, jugosas y saladas que recorrían aquellas piadosas mejillas con besos tiernos. Ante aquel gesto de implorante quebranto, se sintió como un hombre patético rogando sin esfuerzo el calor de un cuerpo impecable de diosa que lo amansaba como experta domadora.

¿Por qué lloras?— Se atrevió a preguntar, sabiendo, en su interior, que la respuesta terminaría crucificándolo por todo el mal causado—. ¿Quieres que me vaya?— Dudó antes de alejarse de ella en la misma cama, oscilando entre volver a su nicho solitario en aquel frío sofá de cuero o si acurrucarse a su lado en silencio, guardándose el dolor y la pasión para otro momento.
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Habitación
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Lun Abr 26, 2021 1:34 am


CAPÍTULO IX
sweet dreams

Aunque al principio aquella plegaria entre lágrimas pudiera parecer que rozaba lo complaciente dada la situación, pronto se tornó en un agujero negro que se llevó consigo toda acción que no fuera la de lamentarse en voz alta e incluso golpear aquel maldito colchón que no le había avisado de que después de tanto comiéndose su orgullo y sus sentimientos, era hora de sacarlo todo, quisiera ella o no.

Avergonzada de aquel espectáculo se separó de Andrew y dándole la espalda dio por perdida la poca dignidad que le quedaba continuando con aquella pantomima cuando éste se atrevió a abrazarla, terminando por voltearla. Y mientras los tiernos besos se deshacían de aquellas lágrimas, Cassandra, azorada, luchaba por impedir aquellas muestras de cariño que no se merecía, pensando en tantas cosas que su ser colapsaba en más lágrimas. Su frustración ante la injusta muerte de sus padres a manos de un ser tan querido que ahora también la abandonaba rompiendo lo poco que quedaba de su corazón ya corrompido, la incertidumbre y la suspicacia se instauraban ahora alimentando todas las posibles relaciones que pudiera llegar a tener, la culpa por los actos cometidos, por los que todavía no había realizado y por aquellos que sabe que hará sin que nadie pueda impedirlo. Una vida rota en tantos pedazos que quien sabe si volverá a ver su auténtico reflejo algún día. Cada lágrima tenía un nombre y un motivo, pero lo que no había eran palabras para contestar a aquel hombre que le estaba preguntando sobre sus tribulaciones de forma infructuosa.

Pero si el frío dolor se la quería llevar lejos, también quería hacer lo mismo con Andrew cuando éste se separó pensando que tal vez prefería estar sola. Ya poco le importaba su imagen, aquella que quedaba para el arrastre y que había demostrado que su forma de ser no se estaba sustentando en una fortaleza admirable, sino en una raida barca que la marea llevaba consigo y que había tenido suerte de no encallar todavía.

- No te vayas -alcanzó a decir antes de volver a hundir su rostro húmedo en el torso de Palmer y quedarse dormida después de tanta poesía entre sábanas y tanto drama en sus párpados.-
Cassandra Waldorf - con Andrew Palmer  - Habitación
XIII


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Miér Abr 28, 2021 12:56 am


CAPÍTULO X
unexpected

Enjugar sus lágrimas provocó la misma culpa de la noche en que se atrevió a auscultarla con los dedos, aun así, como caballero embravecido que busca llegar hasta el final de la tierra por defender su honor y tocar la gloria, así veló sus sueños hasta quedarse él también dormido.

Cuando los rayos de sol traspasaron las ventanas, obligándolo a abrir los ojos a pesar de las pocas ganas que tenía de enfrentarse al mundo aquel día, quiso ser correcto y colmarla de mimos sin tocarla, por eso se desprendió del cuerpo de aquella mujer, y tras una ducha rápida, bajó las escaleras y comenzó a preparar el desayuno, mientras sus pensamientos volvían a aquella meseta donde el árbol del destino ardía y las tablas de los mandamientos aparecían bajo la conjetura de un Dios embravecido. Cassandra no era más que un inútil peón disfrazado de reina en el tablero de un vil jugador cuya única meta era ver su reino crecer, a costa de decapitar a los de su propia sangre.

Ausente de voz y con el mal presente en el cuerpo, giró el rostro a la espera de encontrarse al fantasma de su pasado, para terminar de encarar a la aún adormilada mujer que nublaba sus pensamientos y sopesaba sus pesares. Y aunque en sus ojos mantenía la mirada clavada, solo pensaba en las ganas que tenía de volver a besar sus labios de miel, hundir los dedos en su cabellera azabache y contar uno por uno las hebras de sus cabellos. Anheló una paz desconocida, donde la sombra fría de aquella vida podrida no buscaba embarrar sus caminos, y deseó soplar cualquier tránsito dolor de su angustiado corazón. Pero él no era poeta ni caballero ni ningún dios, era un hombre igual de podrido que vivía en la miseria de ser un asesino; por lo que se obligó a borrar aquella añoranza perdida de su cabeza, limitándose a acariciar aquellas pálidas mejillas en señal de cortesía.

Buenos días— musitó, antes de volver a separarse de ella para servirle un café humeante y caliente—. ¿Tienes hambre? El desayuno está servido— la alentó a que tomara asiento mientras él servía aquel contundente desayuno inglés que siempre se esmeraba por preparar, dejando en claro que no había misterio en cuanto a su comida favorita.

¿Has dormido bien? Lo digo porque anoche...— no sabía cómo comenzar aquella bochornosa conversación sin volver a sentirse culpable hasta la médula, sin embargo, tras llevarse un trozo de bacon a la boca, se convenció de que no habría otro momento oportuno para tener aquella conversación—. ¿Hice algo para que te pusieras así? En tal caso te pido disculpas, a partir de hoy volveré al salón— No pensaba invitarla a dejar su casa, pidiéndole que se fuera, pues por alguna razón, odiaba la idea de tener que alejarse de ella a la fuerza.

Come algo, por favor, que necesitas un poco de energía.— En el momento exacto en el que le acercó el plato, el timbre de la puerta sonó, lo que alertó a aquel hombre desarmado quien nunca recibía visitas en su casa. Como acto reflejo buscó su arma contra su cinturón, pero no halló nada, ya que esta seguía en el primer cajón de la mesita de noche—. Iré a ver quién es, tú desayuna tranquila— se puso en pie con el móvil en mano, para comprobar las cámaras de seguridad que tenía por toda la casa, y al ver a aquel hombre cuyo rostro recordaba gracias a su extensa investigación sobre la vida privada de Cassandra Waldorf, decidió abrir la puerta con una notable cara de pocos amigos.
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Cocina
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Miér Abr 28, 2021 2:56 am


CAPÍTULO X
unexpected

Su pesada cabeza había descansado de más en aquella almohada que ahora no sólo olía a ella, pero cuando Cassandra se volteó preguntándose por qué había empezado a sentir frío, se dio cuenta de que volvía a estar sola en la cama y, sin querer sentar precedente alguno y asegurándose de que estaba sola, se dejó caer sobre el lado vacío intentando rescatar un aroma que no le pertenecía.

Serena y de mirada cansada, la mujer se lavó el rostro y se puso una camisa para bajar las escaleras todavía frotándose los ojos y bostezando, encontrándose a Palmer en la cocina, que la recibió con una caricia que era imposible no agradecer con una ínfima sonrisa.

- Buenos días -le saludó también parca en palabras, que no seca o a disgusto-.

No tardó en sentarse en una de las sillas y darse cuenta de lo contenta que le ponía aquel café que tanto necesitaba. Ni siquiera tenía hambre, pero tampoco quería ser maleducada con alguien que se había molestado en despertarse temprano para preparar todo aquello, así que terminó comiendo no muy convencida del todo. Su atención se centraba más en Andrew, al que observaba con el codo sobre la mesa y su cabeza apoyada en la mano mientras éste le hablaba.

- No -contestó veloz, esperando que aquel sentimiento de culpa que había aparecido sobre la mesa desapareciera pronto, pues era infundado-. No fue culpa tuya, en serio. De hecho discúlpame tú a mi, fue bastante bochornoso -confesó sin poder evitar reírse de si misma-. Tenía demasiado en la cabeza y salió todo de la peor forma posible. Y en el peor momento posible.

Costándole quizás más de la cuenta, añadió también:

- No tienes porque volver al sofá. No estoy acostumbrada a dormir acompañada, pero... no estuvo mal -dijo por fin bebiendo de su taza como si aquel líquido oscuro requiriera de su atención más que los ojos de Andrew. Y es que desde luego que no había estado mal. El calor que desprendía el cuerpo de aquel hombre la había hecho relajarse con una facilidad pasmosa y el abrazo agradecido que la había consolado durante toda la noche había conseguido que se perdiera en sus pensamientos encontrando con suma facilidad a Morfeo-.

El momento de dejar de apartar su mirada llegó cuando Andrew le recomendó comer algo, volviendo a la carga en cuanto a pensamientos desafortunados que pasaban por preguntarse por qué era así con ella, a incluso responderse a si misma sin vergüenza ninguna pero con desazón en la mirada, que lo que quería era comérselo a él, como si aquello fuera algún tipo de historia fantasiosa que pudiera tener algo distinto a un final trágico. Aquellos pensamientos siguieron acosándola incluso cuando el timbre alejó a Palmer de la mesa, pero cuando escuchó aquella voz familiar...

- Hola. ¿Cassandra Waldorf está aquí?

...la mujer volteó sorprendida el rostro y se levantó en dirección a la puerta.

- Hola -se asomó contestando no muy segura del tono que había usado. Extrañado quizás, asustado tal vez. Incluso miró a Andrew esperando instintivamente a que le diera instrucciones de como comportarse-. ¿Qué haces aquí?

Cassandra Waldorf - con Andrew Palmer  - Entrada
XIII


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Sáb Mayo 01, 2021 12:57 am


CAPÍTULO X
unexpected

La primera respuesta corta y concisa de la mujer sorprendió a Andrew para bien, quién no pudo evitar bajar la mirada. Sabía que los problemas a lo que se enfrentaba Cassandra consigo misma empezaban a dar frutos en su cabeza, revolviendo aquel nido de abejas que soltaba sus enjambres sin compasión. Se preguntó entonces si debía parar aquel juego en el que los dos ardían con una sola caricia y que los hacía revolcarse en un fuego de pasión desenfrenada sin intención de echarse para atrás. Cualquiera que los viera sabría que estaban a punto de provocar un incendio que arrasaría incluso con ellos, pero ambos, ciegos de poder, ignoraban el peligro que se avecinaba, pensando que podían detener aquel juego cuando la caja de cerillas se quedara vacía. Ilusos los dos.

Puede que la soledad nos esté jugando una mala pasada a los dos, pero he de decir que a mí tampoco me desagradó, gracias por calmarme tras aquel mal sueño.— Quiso estirar la mano y acariciar su piel como tantas veces había hecho la noche anterior, pero sabía el magnetismo que provocaba en él y que no sería fácil separarlo de ella, ni pretendería intentarlo.

Sumido en las ganas de volver a devorarla, buscó fuerzas en sus adentros para hacer frente al cataclismo que se avecinaba, y una vez sus ojos identificaron al personaje que esperaba tras la puerta, soltó un pesado suspiro abriendo de mala gana. James sostuvo la mirada durante varios segundos a Andrew antes de preguntar por Cassandra Waldorf, a lo que Andrew respondió con un solo asentimiento de cabeza, volviendo los ojos hacia la mujer en clara inquisición por saber cómo aquel hombre había logrado obtener su dirección. Y aunque no fuera un secreto, la autora de aquel despliegue de información se encontraba ahora junto a ellos, desplegando todas sus habilidades sociales al ver un rostro amigo por primera vez en días.

He venido a traerte algunos papeles y un par de paquetes de la oficina, ¿puedo pasar? Quisiera hablar contigo...— Andrew quiso negarle la entrada y cerrar la puerta en sus narices, pues aquel hombre olía a mentira putrefacta de pies a cabezas, pero sabía que sí hacía eso, perdería cualquier mínima confianza que Cassandra pudiera haber empezado a tener en él, por ello, se apartó de la puerta y volvió a la mesa para terminarse el desayuno, desganado y enfadado, manteniendo la mirada fija en los dos, en especial en aquel hombre que poco y nada le agradaba.
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Cocina
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Sáb Mayo 01, 2021 2:03 am


CAPÍTULO X
unexpected


Ignorante Cassandra ante lo que obviamente no podía ver, de espaldas a aquella puerta todavía y sentada a la mesa, no pudo apreciar el gesto contrariado ni de uno ni de otro, pues tanto Andrew como James supieron desde un principio que su relación estaba abocada al fracaso.

Cuando la mujer se acercó a la puerta y Palmer decidió dejarles solos, ésta cogió los papeles que su compañero de trabajo le había llevado, pues ciertamente Cassandra estaba esperando un paquete pero en ningún momento creyó que James decidiría aprovechar aquella oportunidad para llevárselo. Menos todavía que la encontraría vestida únicamente con una camisa que no era ni suya. Así pues, la mujer le pidió que aguardara un instante mientras cogía un batín y sin querer atizar más unas llamas que comenzaban a caldear el ambiente, ambos salieron cerrando ésta la puerta tras de si.

- ¿Es ese? -preguntó James resignado, con la cabeza casi gacha y una actitud bastante suspicaz-. ¿Ese es el de la llamada?

- Escucha, no es lo que parece, de verdad. Es un asunto familiar. Él sólo quería que dejara de hablar de una vez porque es idiota y estábamos tratando algo importante.

- ¿Y estás aquí en... su casa, supongo, vestida con su ropa y sin pantalones?

- Te he dicho que es un asunto familiar y él es parte de esa familia, así que estoy como en mi casa. En serio. Lo siento si no he podido hablar contigo antes pero ahora mismo estoy bastante liada con este tema.

Ciertamente no sabía por qué intentaba sonar tan convincente. En parte no quería ser culpable de que aquello que les había costado tanto a Andrew y a ella se fuera al traste por culpa de un descuido suyo, pero tampoco quería dar por perdido algo en lo que no había pensado hasta ahora: James Deckard, quien en aquel momento acababa de acariciar su mano y volvía a tomarse la misma libertad con su mejilla en un gesto comprensivo y esperanzado.

- ¿Entonces? ¿Tienes tiempo aunque sea para un café?

Waldorf sonrió ante aquel gesto galán y le aseguró que lo llamaría esa semana. Satisfecho por aquella promesa se acercó a Cassandra y sin ser del todo comprometedor pero jugando bien sus cartas, depositó un sutil beso en la comisura de sus labios antes de despedirse, a lo que la mujer se le quedó mirando hasta que desapareció. Medianamente alegre de que los restos de su vida todavía dieran señales de vida, la mujer aún conservaba esa mirada preocupada por no poder retomar todavía todo aquello y más en una situación tan extraña como la que estaba viviendo en aquella casa, donde no sabía lo que era real y lo que no. Y no pensaba en los embustes de su tío precisamente, no. Sus pensamientos iban dedicados a otra persona, otra persona con la que terminó topándose una vez regresó al interior.
Cassandra Waldorf - con Andrew Palmer  - Entrada
XIII


I have been half in love with easeful Death, call'd him soft names in many a mused rhyme.
Marlowe
Marlowe
Mensajes: : 1393
Reputación: : 695
Mis links
https://www.instagram.com/marlowegraphics
Rango Marlowe

Volver arriba Ir abajo

Killing me softly [+18] - Página 4 Empty

Dom Mayo 02, 2021 1:27 pm


CAPÍTULO X
unexpected

Andrew dejó su desayuno a medias y subió las escaleras hacia el dormitorio, donde desde el ventanal que daba hacia la entrada, pudo observar aquella escena llena de arrumacos y caricias absurdas que hervían su sangre en las llamas de unos celos poco infundados, a sabiendas que era él el extranjero que acababa de llegar para interponerse en una relación que no le compete. Bajando los ojos a las figuras que adornaban la acera, imaginaba mil y una formas de desmembrar aquella mano que osaba posarse en las mejillas sonrosadas de Cassandra, queriendo rebañar el suelo en ríos y fuentes de la sangre de aquel henchido hombre que expresaba de forma irrisoria el anhelo de volver a tenerla.

Chasqueó la lengua y se alejó de la ventana antes de romper el cristal con su puño cerrado, guardando las manos en los bolsillos de su pantalón. Contemplar aquella imagen desafiante, mutaba el orden de sus prioridades, volviéndolo un hombre feroz y hambriento de carne. Al cabo de unos minutos, descendió nuevamente al salón, donde se encontró con la figura pensante de una vívida estatua de mármol, a la que observó en silencio mientras se llevaba un cigarrillo a la boca, encendiéndolo con su mechero.

Solo tengo dos preguntas: La primera, ¿por qué ese tío conoce mi dirección? Y la segunda: ¿piensas marcharte con él?— Antes de obtener sus respuestas, terminó sentándose en el sofá, mirándola a la espera de que terminase acompañándolo. En un primer momento, quiso bajar las escaleras con las posesiones de Cassandra y dejárselas en la entrada, pero intentando falsamente serenarse, optó por el camino más ameno y hablar las cosas como personas normales, aun sabiendo que eso era precisamente lo que nunca habían sido.

Ese tío es un idiota, y como idiota, sé reconocer a los de mi calaña, no seas tú también una y hagamos las cosas bien. Márchate cuando todo haya acabado, no tires todo a la borda por un imbécil que te trata como un trofeo y que cree que puede tenerte comiendo de su mano si pone ojos de cordero degollado— antes de comenzar a ladrar más improperios en contra de aquel hombre, prefirió dar una larga calada a su cigarrillo, ahogando las palabras en aquel humo negro de tabaco, alquitrán y nicotina—. Y si lo que necesitas es desahogarte, puedes usarme a mí antes de volver a caer en su trampa de chico guapo.— Bromeó un tanto seguro de sí mismo, apretando los labios en una sonrisa pícara, a sabiendas que aquello terminaría por enfadarla, reflejando sus rigores y su desdén contra el otro imbécil recio que no le intimidaba decir verdades como puños y sostener todo el peso de los males en sus hombros.  
Andrew Palmer - con Cassandra Waldorf - Cocina
XIII


Phantom
Phantom
Mensajes: : 742
Reputación: : 543
Mis links
Woolf - Nivel 2

Volver arriba Ir abajo

Página 4 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente

Volver arriba