Tree Of Life :: SquadTramas Squad :: It Becomes Spring!
Tree Of Life
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.
2 participantes
Jue Nov 18, 2021 7:03 pm por Timelady
The world we dream about
and the one we live in now
King of shadows
King of shades
Hades was king of the Underworld
But he fell in love with a beautiful lady
Who walked up above in her mother's green field
He fell in love with Persephone
Who was gathering flowers in the light of the sun
And he took her home to become his queen
Where the sun never shone
On anyone


But that was long ago
Before we were on this road


Han pasado siglos en realidad, de ese ciclo repitiéndose.
Persephone subiendo a la superficie, a ese sol que la acoge en sus brazos y brilla el doble para ella. Hades en sus sombras, extrañando a su esposa, temiendo que no regrese, los celos endureciendo su corazón y haciendo que la distancia entre ambos crezca cada vez más.

Las almas ya no se pierden en el Estigia, trabajan ahora para el Rey del Inframundo, aumentando sus riquezas y beneficios. La justicia ha ido despareciendo del Inframundo hasta condenar cada vez a más de las almas que llegan a los trabajos que hacen su reino más grande.
No se da cuenta de que ha perdido por el camino lo más importante.

Persephone desearía quedarse por siempre arriba, en la superficie, bajo el sol y rodeada de todas esas personas tan vivas y alegres. La Reina del Inframundo ama y favorece a aquellos que la adoran, especialmente si es con canciones como la de Orpheo. Ella observa su relación con Eurydice y desea ayudarle, especialmente cuando su esposo ha reclamado el alma de la muchacha.

Parece que es hora de recordar que hay algo más que la riqueza material.
Hades
Rey del Inframundo — Aidan Turner — Shadow
Persephone
Reina del Inframundo — Bridget Regan — Timelady

Eurydice
Lily James — PNJ
Orpheo
Richard Madden — PNJ
ONE ON ONE — Inspired — Others — Hadestown





Post de Rol:


The world we dream about NcgopkE
Nothing is true, everything is permitted
Timelady
Timelady
Rango Time
Timelady
Timelady
9668Mensajes :
1017Reputación :
Mar Nov 23, 2021 11:08 am por Shadow
1. The queen is back
and his king is not ready
El reloj en su espalda marcaba la hora, no cualquiera, sino el tiempo que faltaba para que su esposa llegase. Seis meses tardaba en que las dos manecillas marcasen las doce. Durante mucho tiempo, observar ese reloj, era su único pasatiempo. Daba la impresión que tan solo vivía para esperar a que su reina volviese a casa, que ayudase con aquel lúgubre lugar y sobre todo a su corazón empantanado. Persephone era la única en hacer que un poco de luz llegase a aquel lugar, donde las almas descansaban o más bien eran torturadas.

¿Cuándo empezó a cambiar el soberano del inframundo?

Ojalá saberlo, ni siquiera el propio Hades era capaz de recordarlo. Siglos habían pasado desde la última vez que esperó impaciente a que el reloj cumpliese su hora, que su amada entrase por la puerta. Había olvidado la dicha de tenerla a su lado, porque todo lo que quedaba era un vacío. Su amada y perfecta esposa parecía más bien un reflejo en su propia alma. No la entendía y ella tampoco parecía hacerlo con él.

Cambió el inframundo en su nombre, la desesperación que sentía por no poder estar con su esposa hizo que tuviese que dar un paso. Aquel simple paso terminaría por convertirse en una obsesión, cuando vio el lugar crecer y sobre todo brindarle una ilusión que creía muerte. No debía pasarse los días esperando desesperado, podía hacer crecer un imperio y cubrirla de rosas hasta en el lugar más oscuro. Al menos hasta que ese mismo mundo lo atrapo, donde lo único que había en su mente era que su reino siguiese creciendo.

Y allí estaba ahora, sentando en su mesa, observando sus últimos ingresos y algunos contratos que debían ser finalizados — que en realidad tan solo serían aumentados — cuando el reloj dio la hora al fin. Los ojos de Hades subieron a la pared, dejando caer un suspiro.

— La paz llega a su final — porque empezarían los seis meses de peleas, donde los seis meses de Persephone en la superficie conseguirían sacar sus inseguridades, camufladas del mal humor. Ninguno de los dos parecía querer estar donde estaba, y sin embargo Hades tampoco podría dejarla marchar.

Sus ojos en la puerta, arregló su corbata, y se mantuvo a la espera de que la reina del inframundo llegase al fin.
Hades — En su despacho — A la vuelta de Persephone






I Will Find You ღ:
The Famous Instagram:
The Shadow:
Shadow
Shadow
Silver Shadow
Shadow
Shadow
9863Mensajes :
2290Reputación :
Mar Nov 23, 2021 1:06 pm por Timelady
1. The queen is back
and his king is not ready
El maldito reloj ya se acercaba amenazante a la hora y ella tenía que despedirse de la superficie y sus maravillosos habitantes. Durante seis meses disfrutaba de la luz del sol y del calor que le brindaba tanto la esfera celeste como la gente que seguía venerando su regreso.
La pobre Afrodita había quedado relegada a un día, mientras que todos festejaban la llegada de la primavera y el verano, la vida que regresaba tras el largo invierno, ¿quién iba a decir que sería la más recordada de las deidades? Ella, la Reina del Inframundo, Reina de la luz, las flores, las sonrisas y los locos enamorados que viven como si todo llegase a su fin con el otoño.

Pero lo cierto es que así era.
El reloj marcó su destino mientras ella aún guardaba en su equipaje pastillas, vino y todo lo que podría ayudarla a sobrevivir en los seis meses que la aguardaban.

Y a pesar de la desidia, cada año, cada regreso, estaba marcado por esa pregunta en su cabeza. ¿Siempre ha sido así? En algún lugar de su mente, entre los recuerdos desterrados de la antigüedad, quedaban retazos de un tiempo donde su regreso al Inframundo era un alivio, donde corría a los brazos de su esposo y era recibida con una calidez que la hacía no echar tanto de menos la superficie.
Pero no tenía sentido pensar en eso.

Hades ya no la esperaba. Demasiado ocupado en su despacho. Entre papeles.
Alzó la mirada hacia la ventana desde la que parecía querer vigilar como un halcón el terreno que había a sus pies, el trabajo de las almas condenadas.
Ascendió sin prisas hasta llegar allí y abrir la puerta.

- ¿Tan ocupado que no has podido salir a recibir a tu Reina? -Preguntó con una sonrisa helada. Hacía mucho que dejó las sutilezas, su relación era un intercambio de dagas y poco más.
Persephone — En el despacho de Hades — A su regreso





The world we dream about NcgopkE
Nothing is true, everything is permitted
Timelady
Timelady
Rango Time
Timelady
Timelady
9668Mensajes :
1017Reputación :
Jue Dic 02, 2021 11:54 pm por Shadow
1. The queen is back
and his king is not ready
El sonido estridente del ascensor lo hizo mantenerse en su posición, en otras ocasiones hubiese hecho el esfuerzo de levantarse de la silla, mas ahora todo era una simple monotonía. La llegada de Persephone debía llenarlo de dicha, lo sabía, y allí estaba cansado de no saber que pelea tendrían ese primer día. Porque así era, pelear matrimoniales que mantenían lejos seis meses al año, acumulando una tensión que en ocasiones se veía cortada por otros deberes.

— Lamento que mis horas de trabajo sean un inconveniente — respondió, abriendo uno de sus brazos para señalar el asiento que acababa de aparecer frente a su mesa —. La última vez que fui a recogerte discutimos en el coche, desde entonces decidí que era mejor dejar las discusiones para el hogar — puntuó, alzando una ceja y esperando que la reina se sentase —. No es bueno para el negocio que los trabajadores vean a su superior discutir — era todo lo que parecía importar en el cerebro del dios del inframundo.

Debía haber una emoción más fuerza, el miedo a perder a su amada, querer salvar su matrimonio, pero no. En ese momento todo se trataba de su negocio, del beneficio que obtenía por como se trabajaba en el inframundo, ¿cuándo se convirtió en su único deseo? No estaba seguro.

— ¿Qué tal tu viaje? — Preguntó, por pura fachada, una mirada rápida el reloj le indicaba que el tiempo empezaría a pasarse más lento para ambos —. Espero que haya suplido tus déficit de energía — intentó no sonare burlón, teniendo en cuenta que había sido una de sus últimas excusas antes de marcharse aquella vez, como si él fuese quien le robase la fuerza para existir.  
Hades — En su despacho — A la vuelta de Persephone






I Will Find You ღ:
The Famous Instagram:
The Shadow:
Shadow
Shadow
Silver Shadow
Shadow
Shadow
9863Mensajes :
2290Reputación :
Jue Ene 20, 2022 1:39 pm por Timelady
1. The queen is back
and his king is not ready
El comentario de Hades no consiguió eliminar su sonrisa, aunque seguro que eso le habría gustado. Aunque lo más seguro es que ni siquiera se hubiera fijado en que se había puesto aquella máscara que ocultaba cualquier expresión real.

- La última vez... -Recordó, como si hiciera cientos de años, pues así sentía el tiempo cada año.- Adelantaste mi regreso. -Lanzó de nuevo el argumento, lo que les había hecho discutir. Ni siquiera entendía por qué lo hizo, solo podía explicarlo como una necesidad de demostrar el poder que tenía sobre todo, sobre ella también. Le odiaba cuando se ponía así.
Y cuando explicaba de aquel modo sus decisiones, anteponiendo todo antes que a ella.- Líbrense los súbditos de ver una grieta de "humanidad" en el rey que los gobierna. -Expuso, mordaz.

Se sentó en el sillón que Hades había convocado para ella, al menos era lo bastante cómodo y no como una de esas sillas de oficina horribles que usaba con todos los demás. Un mínimo de deferencia todavía le tenía.

- No finjas que te interesa, querido. -Respondió a su pregunta, ya no era la niña tonta que le contaba todo con pelos y señales queriendo que sintiera la misma emoción que ella había vivido. Rodó los ojos e invocó una copa de vino al escuchar que recordaba uno de los motivos que había expuesto para justificar su necesidad de salir de allí.- Oh, desde luego, mis energías se han renovado. Ha sido todo especialmente excitante y divertido. -A veces incluía ese tipo de palabras que podían tener un doble sentido solo para buscar romper su fachada, por las buenas no funcionaba, por las malas... quizá algún día pudiera ver algo del hombre del que se enamoró, solo por justificar el seguir aguantando aquella tortuosa eternidad a su lado.

- ¿Y tu trabajo? -Devolvió la pregunta.- ¿Algún accidente que lamentar o siguen siendo todos tan insufriblemente eficaces como siempre? ¿No te aburre hacer siempre lo mismo? -Qué daría ella por un cambio, por hacer una diferencia, por verles revelarse... Sus ojos repasaron por un instante en las hojas de papeles que había en la mesa.- ¿Repasando las almas que van a llegar este año? -Preguntó, dado que la lista se iba escribiendo conforme las muertes iban llegando.
Persephone — En el despacho  de Hades — A su regreso





The world we dream about NcgopkE
Nothing is true, everything is permitted
Timelady
Timelady
Rango Time
Timelady
Timelady
9668Mensajes :
1017Reputación :
Miér Feb 16, 2022 7:18 pm por Shadow
1. The queen is back
and his king is not ready
La acusación lo hizo suspirar, ahí estaba, nuevamente la queja en sus finos labios. Persephone había olvidado la razón por la que todo empezó, el deseo que una vez tuvo por ella y en darle una vida mejor. En algún momento del camino se habían perdido, Hades no recordaba cómo, mas allí estaban viéndose a la cara como dos completos desconocidos.

— Lamento comunicarte que el tiempo no miente — señaló la pared a su espalda, aquellos relojes que indicaban como su vida funcionaba. No podía pararlos ni atrasarlos, tan solo trabajos con ellos —. Te recuerdo que fue tu madre la que me obligó a hacer ese estúpido pacto por ti — ese odio que Deméter parecía haber destinado al rey del inframundo, puede que Persephone olvidase los detalles, pero él no lo hacía—. No puedes pisar este reino si el reloj no marca la hora correcta — era una bendición y una tortura al mismo tiempo.

¿Qué era en ese instante? Ni siquiera Hades podría saberlo.

No respondió, la forma en la que sus súbditos lo veían no podía cambiar. Era el gobernante, el bondadoso que les permitía trabajar en lugar de tener años de torturas. Sabía bien que muchos no estaban felices con su descenso, pero no había mucho más que decir al respecto. Ojalá hubiese podido ser diferente, pero aquel mundo no se sostenía solo, él había creado un mundo de la nada y no iba a permitir que se rompiera, ni siquiera por la mujer que era su reina.

— Bien, que disfrutes es siempre mi prioridad, querida — una respuesta seca, apenas cambió su expresión al dirigir esas palabras. Antaño se hubiese sentido acongojado, miedoso de perder el amor de su vida. Aquellos seis meses le hacían pensar en los peores escenarios, hoy en día temía que un desliz pudiese llevarlo todo a la ruina. Su trabajo era la prioridad, mostrarse vulnerable ante la que una vez amo parecía la mayor debilidad de todas.

Hades era consciente que no preguntaba por interés, tan solo deseaba burlarse de sus cifras, de como todo funcionaba allí.

— Ha sido magnifico, hemos triplicado las ganancias mientras no estabas — anunció, dejando caer las palabras de manera muy eficaz. Como si ella fuese un rayo de luz que distrajese a sus trabajadores de las labores que debía enfrentar —. Dos de ellos consiguieron su ansiada libertad — afortunados, pero también idiotas que ya habían sido explotados hasta la saciedad, pero le servían. Ellos eran la prueba de que aquel sistema funcionaba.

Las listas de almas eran un trabajo constante, era el problema de aquel mundo, de las almas que se perdían cada día en el reino mortal.

—En efecto, tenemos adquisiciones interesantes, hasta una musa — se jactó, pensando si sería lo suficientemente buena para atraer miradas e incitar al trabajo arduo.
Hades — En su despacho — A la vuelta de Persephone






I Will Find You ღ:
The Famous Instagram:
The Shadow:
Shadow
Shadow
Silver Shadow
Shadow
Shadow
9863Mensajes :
2290Reputación :
Jue Mar 17, 2022 8:57 pm por Timelady
1. The queen is back
and his king is not ready
La mención al reloj hizo que mirase aquellas manecillas como si pudiera hacer que se fundieran y dejaran de funcionar para siempre. ¿Habría sido diferente sin aquel pacto?

- Y nunca se te ocurrió cambiar las condiciones. Una revisión de contrato, en tu idioma. -En su fuero interno sabía que en aquel momento, cuando se formularon las clausulas, le había parecido maravilloso, porque se sentía incapaz de renunciar a él e incapaz de permitir que el mundo se congelara para siempre por cabezonería de su madre.

Pero ahora... No estaba segura de por qué Hades no la dejaba ir, simplemente, viendo lo poco que le importaba su presencia, lo desagradable que era para ambos compartir la eternidad. Ni siquiera podía remover los celos que antaño había sentido, esos que demostraban que la amaba y se preocupaba por ella, los que ella podía acallar con palabras dulces y caricias.
Ahora ambos estaban rodeados por el hielo.

Volvió a beber de aquella copa que no se vaciaría hasta que ella lo quisiera y contuvo un bostezo cuando le explicó lo bien que habían ido las cosas en su ausencia.- Vaya, esperemos que no bajen ahora, o terminarás prefiriendo que esté fuera. -Como si no lo hiciera ya. Como si no sospechara que ella trataba de mover los hilos para incitar la rebelión. En parte queriendo que se hundiera, en parte deseando su atención.- La libertad... curioso concepto, ¿verdad? -Eso que ninguno de los dos podía permitirse, pero esos pobres diablos sí.

En cuanto a las almas, también preveía que serían tan soporíferas como siempre, pero lo que su esposo dijo llamó su atención- ¿Una musa? ¿Aún existen? -Preguntó. Porque los humanos usaban la palabra muy a la ligera, pero Hades no lo haría, así que realmente debía ser alguien especial.- Has conseguido mi atención, -pronunció, inclinándose hacia la mesa- ¿qué más sabemos de ella? ¿me la puedo quedar? -Porque las musas al menos tendrían conversaciones interesantes, nuevas, frescas... quizá incluso consiguiera inspirarla a ella en ese desierto de emociones en que vivía la mitad del año.
Persephone — En el despacho  de Hades — A su regreso





The world we dream about NcgopkE
Nothing is true, everything is permitted
Timelady
Timelady
Rango Time
Timelady
Timelady
9668Mensajes :
1017Reputación :
Lun Abr 11, 2022 2:12 am por Shadow
1. The queen is back
and his king is not ready
Aquel comentario mordaz hizo que el dios del inframundo alzase la mirada hacia su esposa. Podía verse la ira reflejada en sus ojos, un ligero brillo que indicaba que jugar con él no tenía sentido. Ese era el tema, tan solo su esposa podía permitirse esos ataques y Hades seguía sin comprender porque tenía tanta paciencia. Podría decir que era el amor que quedaba o la imagen que daba a sus trabajadores. A pesar de sus trifulcas el inframundo quería a su reina.

— Hice lo que tenía que hacer para mantenerte a mi lado, pero hasta eso parece molestarte — respondió. Si le hubiesen dicho que años más tarde estarían así habría mandado aquel contrato a otra parte, curado su corazón de una manera diferente al amor —. Hablas de como mis ganancias nunca son suficientes, me temo que pecas de lo mismo en otros ámbitos, siempre lo has hecho — comentó.

¿Ese era el problema? En algún momento ella dejo de ser su mayor prioridad y empezaron las peleas. Casi como si fuese un perro faldero, como si esperarla esos seis meses mientras ella disfrutaba de su libertad fuese lo único que pudiese tener en la cabeza.

Contuvo su respuesta, haciendo un gesto con la mano como si no importase. La libertad era una idea estúpida en aquellos tiempos. Nadie era realmente libre y aquellos que por fin se liberaban solo se enfrentaban a un nuevo mundo que volvería a limitarlos. Era curioso como deseaban librarse de un rol que conocían bien por querer ser algo más que no eran.

—Una musa si…— Respondió de manera distraída, hasta que fue consciente de la luz que brillaba en los ojos de la mujer. Había cometido un erro al mencionarlo, pero ya no podía dar marcha atrás —. No como tu juguete personal — comenzó, extendiendo el informe hacia ella para que pudiese echarle un ojo —. Necesito inspiración para mis súbditos, ¿lo entiendes? No significa que no puedas jugar con ella por unas horas al día, pero nada de exclusividad — no iba a negociar fuera de ello.

El inframundo era un lugar de trabajo.
Hades — En su despacho — A la vuelta de Persephone






I Will Find You ღ:
The Famous Instagram:
The Shadow:
Shadow
Shadow
Silver Shadow
Shadow
Shadow
9863Mensajes :
2290Reputación :
Miér Jun 08, 2022 9:08 pm por Timelady
1. The queen is back
and his king is not ready
No se achantó ante la mirada de Hades. Quizá fuera la única que no lo hacía. Porque a pesar de todo, confiaba en él. Sabía que jamás la tocaría para dañarla.
- Tampoco tú pareces muy feliz ahora, querido. -Replicó. Porque eso era lo que más le molestaba, que había pasado de ser una alegría para él a una condena, y en lo mismo se había convertido para ella. Tan culpable eran el uno como el otro de aquel acuerdo. Porque muchos contaban la historia de que la decisión fue de Zeus, de Démeter y de Hades... de cualquiera menos suya. Pero Persephone intercedió. Persephone deseó aquello como nunca antes había deseado nada. Y amó al Rey del Inframundo como nunca había amado ni amaría a nadie.

Eran recuerdos que hacían aún más amarga la realidad en la que ahora se encontraban.
- Supongo que soy difícil de satisfacer. -Se encogió de hombros, volviendo a beber tras su acusación. ¿Tanto pedía realmente? ¿Tan difícil era despegarse de aquel despacho y pasar aunque fueran unas horas con ella, reencontrándose? ¿Podrían hacerlo ahora si lo intentasen? ¿Podrían volver a ser los que eran?

En cualquier caso, aquellos pensamientos quedaron de lado ante la idea de tener un entretenimiento que la hiciera olvidar la desidia que le provocaba su situación y vida en el Inframundo. Una musa podría ser todo lo que necesitaba.
Rodó los ojos cuando él le quitó la diversión convirtiéndola en una forma de manipular aún más a sus trabajadores.
Suspiró, cogiendo el informe.- Podríamos hacer un horario. -Aceptó, porque sabía que si estiraba demasiado esa cuerda, quizá se quedase sin la posibilidad. Al menos le había ofrecido unas horas para ella.

Sin embargo, esa idea desapareció en cuanto abrió aquella carpeta. Cuando leyó el nombre pensó que se había confundido, pero la fotografía hacía que fuera imposible.- No es cierto. -Murmuró, notando cómo la pena se iba adueñando de ella.- Es muy joven. -Estaba en la primavera de su vida, apenas empezando a vivir, a sentir, con ese joven músico al que inspiraba las más bellas melodías.
Sus ojos se alzaron hacia Hades.- Evitalo. -Pronunció en voz alta y clara.- No puedes traerla. La conocí estando en la superficie. Apenas está empezando a vivir, Hades. -Les había cogido cariño a esos chicos. Esos que la admiraban y cantaban para ella.- Por favor, evitalo. -Pidió una segunda vez, no ocultando la desesperanza que nacía en ella.

Persephone — En el despacho  de Hades — A su regreso





The world we dream about NcgopkE
Nothing is true, everything is permitted
Timelady
Timelady
Rango Time
Timelady
Timelady
9668Mensajes :
1017Reputación :
Dom Jul 24, 2022 1:49 am por Shadow
1. The queen is back
and his king is not ready
El comentario de su esposa no paso inadvertido, en otro momento podría haber visto su rostro crisparse ante la mentira que contaba. Ella había sido lo más importante en su reino, aquella que iluminaba sus días y conseguía hacerlo feliz por encima de todo, a pesar de lo que su hermana pudiese creer. Si, era una luz que de otra jamás llegaría a esa inhóspito lugar, pero todo había cambiado. El amor que una vez sintió se convirtió en una carga pesada, pues las decisiones que tomó para sobrellevar su perdida fueron cuestionadas, haciéndolo sentir peor. No todos podían vivir felices los doce meses del año, teniendo todo, un marido que la amaba y cuidaba la mitad del año, un mundo que la adoraba la otra. Él era diferente, pronto se había dado cuenta que su esposa jamás comprendería sus razonamientos y la brecha solo continuó creciendo.

Ahora eran desconocidos.

¿No había peleado? Bien, aquella debía ser la novedad del siglo. Asintió en su dirección, sabiendo que un horario era fácil para él, la mejor forma de organizar su propia existencia. Estaba bien, mejor que bien en realidad. Si todo pudiese cuadrarse con hojas de calculo, Hades sería el dios más feliz de todos, de eso podían estar seguros todos.

— Suele ser el destino de las musas, viven para dar esa pequeña luz y después se extinguen con velocidad, por eso su fuerza suele ser tan grande — respondió, sin darse cuenta del tono alarmado de su mujer. Tener la vista en los documentos hizo que tampoco se diese cuenta de su perdida de color o la forma en la que su labio inferior tembló, esos pequeños detalles que antes no se habría perdido por nada del mundo.

Y entonces se dio cuenta. Mejor dicho, Persephone fue clara al respecto de lo que quería. Tuvo que dejar la pluma, como si aquella conversación no la hubiesen tenido una y mil veces. Alzó la vista, mirándola fijamente, ¿había olvidado cómo funcionaba aquel lugar?

— No puedo — respondió secamente, sin separar la vista, no había mentira en lo que le estaba compartiendo —. Por si lo has olvidado, son las Moiras las que deciden quien vive y quien muere, odian que se les pidan favores y sobre todo no se puede cambiar un destino ya escrito — aseguró, esperando que Persephone no presionara —. Siento que la hayas conocido, pero su destino se selló incluso antes de su nacimiento y no podré hacer nada diferente a darle la bienvenida a mi reino — respondió, pero una fuerza extraña le decía que no podía bajar la vista, separarse de donde estaba.

Dos fuerzas iban a colisionar y él no se movería de donde estaba.


Hades — En su despacho — A la vuelta de Persephone






I Will Find You ღ:
The Famous Instagram:
The Shadow:
Shadow
Shadow
Silver Shadow
Shadow
Shadow
9863Mensajes :
2290Reputación :
Miér Ago 24, 2022 1:32 pm por Timelady
1. The queen is back
and his king is not ready
Había querido negociar con él. Durante un instante había parecido que los dos volvían a hablar el mismo idioma, solo porque ella sabía que si quería obtener lo que deseaba de Hades, tenía que pasar por sus métodos.

Pero cualquier pensamiento lógico o estratagema había desaparecido de su mente al leer el nombre de Eurydice, al ver su rostro en la fotografía. Al recordarla riendo y cantando junto a Orpheo. Dos jóvenes que la adoraban y que le recordaban lo que ella tanto deseaba tener. Eran su primavera, lo habían sido. Y quería protegerles a cualquier precio.

Aún si el precio implicaba ponerse aún más en contra de su esposo.

- Si alguien puede influir sobre ellas eres tú. No me vengas con pretextos. -Las moiras eran parte de aquel equilibrio que mantenía el inframundo en pie. Ellas le ofrecían almas y trabajadores. Y Hades era uno de sus favoritos, seguramente porque no había hecho nada para intentar que cambiasen algo a lo largo de los siglos.- Solo estás demasiado acomodado en el trono de tu Inframundo para intentar hacer algo por cualquiera que no seas tú mismo. -Espetó.

Se levantó de su asiento y comenzó a caminar por el despacho, después de dejar el informe sobre la mesa. Sus tacones resonaban en el suelo encerado.- Que no les gusten los favores no significa que no los hagan. Y un destino en un tapiz puede deshacerse y volverse a hacer. -No sabía si intentaba razonar con él o consigo misma.
Se giró entonces hacia él con el fuego de una decisión brillando en su mirada, algo que hacía mucho tiempo que no sucedía, que sus ojos brillasen de forma alguna en el Inframundo.- Si tú no vas a moverte, me ocuparé yo sola. -En el fondo de su pecho aún había una pequeña llama a punto de extinguirse, que alimentaba la esperanza de que Hades quisiera ayudarla. Pero la oscuridad a su alrededor susurraba que él no sería capaz de comprenderlo, había olvidado, como ella pensaba que también lo había hecho.- Esos chicos tendrán su oportunidad.

Persephone — En el despacho  de Hades — A su regreso





The world we dream about NcgopkE
Nothing is true, everything is permitted
Timelady
Timelady
Rango Time
Timelady
Timelady
9668Mensajes :
1017Reputación :
Vie Nov 11, 2022 2:41 pm por Shadow
1. The queen is back
and his king is not ready
La respuesta obtusa de su esposa hizo que Hades dejase de escribir en su pergamino, alzando la mirada de este para clavarla en ella. Ese brillo en su mirada lo molestó. Hades tenía parte de culpa en que Persephone se comportase de esa forma en su reino, de creer que con unas palabras podría conseguir lo que se pusiera delante de ella, pues por muchos años así fue. Hades se hubiese desvivido por darle lo mejor y hacerla sentir cómoda en su hogar, eran par de un todo, juntos y quería que ella se sintiese tan perteneciente a su mundo como él mismo.

— No puedo cambiar un destino escrito, vuelvo a repetirte que guardo la muerte, no la escojo — respondió cortante, dejando claro que su tono de niña pequeña y caprichosa no iba a funcionar en ese instante. Era el dios del inframundo y como tal guardaba a aquellos que residían en este, pero nunca elegía cuando un alma entraba en este, lo que si escogía era cuando salía, pero nunca lo harían de la misma forma que entraron.

Ahí estaban, batallando como cada día de su existencia. Cansado de la situación, negó, fingiendo que no le importaba su opinión. Él no indicaba cuanto podía hacer ella con su poder, pero a ella le encantaba darle lecciones, como si supiese exactamente como aquel lugar funcionaba.

— No te conviertas en mi enemiga, Persephone — dijo despacio, dejando que su poder se extendiese por la sala —. Eres mi esposa y tienes un pase, tus juegos infantiles son bienvenidos por mucho dolor de cabeza que puedas darme, pero hay limites que ni siquiera tú puedes cruzar — sentenció, levantándose de su lugar y clavando sus ojos en ellas, brillante, inhumados, dignos del dios del inframundo —. Te lo repito, no te conviertas en mi enemiga — pues aquella sería la gota que colmaría el vaso de su relación.  


Hades — En su despacho — A la vuelta de Persephone






I Will Find You ღ:
The Famous Instagram:
The Shadow:
Shadow
Shadow
Silver Shadow
Shadow
Shadow
9863Mensajes :
2290Reputación :
Hoy a las 5:01 pm por Timelady
1. The queen is back
and his king is not ready
La forma en que Hades respondió a su decisión de actuar por sí misma en aquel caso la dejó parada en el sitio.
Las palabras acompañadas de aquel tono amenazante, la mirada oscura y penetrante y la tensión de sus musculos... todo ese conjunto hizo que su cuerpo se estremeciera de un modo demasiado agradable para estar en aquella situación. Uno que casi había olvidado y al que no podía ceder en aquel instante.

- Hades... -Pronunció y se reprochó el tono anhelante en que había dicho su nombre.- Si consiguieras recordar lo que era, lo que se sentía... No me tacharías de infantil. -Intentó mediar de nuevo. No le gustaba que la llamara infantil o inocente, porque hacía ya demasiado que había abandonado esa ignorancia de su juventud, lo hizo después de ponerse la corona.

Pero él no iba a ceder. No iba a ayudarla.
Bajó la cabeza como si aceptase que era así y no podía hacer nada.- No quiero ser tu enemiga. -Murmuró. Y la sinceridad que se coló en sus palabras la sorprendió.- No quiero empeorar esta situación en que nos encontramos. Ya es lo bastante desagradable para los dos.

Tras aquello simplemente se dirigió a la puerta.- No te esperaré para cenar. -Llevaba ya mucho sin hacerlo y aquello era un recordatorio.
Aprovecharía su soledad para buscar el modo de ayudar a aquella pareja. Porque aunque no pudiera hacer nada directamente, sí podía intentar algo, lo que fuera. Tenía que mantener esa esperanza o su condena sería mucho peor.
Persephone — En el despacho  de Hades — A su regreso





The world we dream about NcgopkE
Nothing is true, everything is permitted
Timelady
Timelady
Rango Time
Timelady
Timelady
9668Mensajes :
1017Reputación :

 
a