Tree Of Life :: SquadTramas Squad :: Golden Shields
Tree Of Life
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.
Sáb Nov 02, 2019 9:30 pm por Amaryn

The wound
CON Lisbeth EN la enfermería A LAS 18 hs
- ¡NO! - el grito retumbó en las paredes del aula cuando una de las esferas de cristal cayó de mis manos y fue a parar al suelo, partiéndose en pedazos.

Me llevé las manos a la cabeza. ¿Cómo podía haber sido tan torpe? No es que no pudiésemos conseguir reemplazo, pero es que les tenía tanto cuidado a las esferas, aún cuando no fuesen la mía propia, que verla destruida en el suelo me daba una sensación de pena que no me gustaba.

No veía nada cerca para retirar los residuos, así que no tuve mejor idea que ir de a poco levantando los fragmentos de cristal del suelo con la mano, con tanta mala suerte que al levantar uno especialmente grande y filoso, me hice un corte profundo en la palma izquierda, uno que con magia no pude cerrar.

Así que vendada con uno de los pequeños manteles de las mesas del aula de Adivinación, esperando que no me terminara desmayando por el camino, fui directo y lo más rápido que pude a la enfermería, esperando que alguien me ayudara con esa herida. Y obviamente, Lisbeth Dickinson era la persona adecuada para esa situación. Y no era que lo podía decir abiertamente, tampoco tenía demasiadas ganas de momento, pero no podía negar lo preciosa que era la enfermera de Hogwarts.

- Lis, puedes llamarme estúpida y lo soy, pero me acabo de cortar con un pedazo de cristal de una esfera y no puedo cerrar la herida. ¿Me ayudas? -
le dije cuando la vi acercarse así con el semblante serio.
Merci Prouvaire!


We can't hide everything 118q0pG
We can't hide everything SyfqAFqWe can't hide everything 096NvYh
Amaryn once says:
Te voy a escribir la canción más bonita del mundo:
Y en tu descanso seré el reposo, y en tu camino seré el andar:
Amaryn
Amaryn
User - Nivel 3
Amaryn
Amaryn
1307Mensajes :
82Reputación :
Lun Nov 04, 2019 10:46 am por Invitado

The wound
CON Indira EN la enfermería A LAS 18 hs
Debía reconocer que los alumnos de Hogwarts eran los que más problemas le causaban, a fin de cuentas eran sus pacientes más comunes, pero de vez en cuando algún profesor también requería de sus servicios, porque todo el mundo comete errores y a fin de cuentas seguían siendo humanos...bueno, al menos la mayoría de ellos, y otros por lo menos la mitad de su persona. Y aunque no era común recibir visitas de los adultos le resultaba bastante agradable ya que así podía también tratar de cuando en cuando con alguien de una edad más parecida a la suya, claro que no se alegraba de las desgracias ajenas, todo sea dicho.

Se acercó a la profesora con gesto serio, pero en cuanto la escuchó hablar no pudo evitar suspirar y sonreír, negando con la cabeza. Tomó la mano de la mujer entre las suyas para retirar aquel vendaje improvisado que se había hecho y poder echar un vistazo, así comprobaría qué tan profundo era todo aquello y cómo podrían solucionarlo.

No te llamaré estúpida, pero sí un poco descuidada. — casi parecía un regaño maternal, pero es que estaba acostumbrada a tratar con adolescentes y simplemente se había formado su personalidad de esa manera — Bueno, se ve profunda pero nada que no se pueda curar con un poco de ungüento, espera un momento. — se fue unos minutos para preparar una bandeja con las cosas que necesitaría y luego la guió hasta una de las camillas, allí le pidió que se sentara y ella tomó una silla para sentarse justo en frente, volviendo a tomar su mano herida — ¿Y  me quieres explicar cómo te hace esto una esfera? Se supone que son redondas, Indira. — aunque podía imaginar la respuesta, era su forma de decir que no entendía cóm podía tomar trozos de cristal sin el uso de magia o simplemente con las manos, ¡no era nada sensato!

Hizo uso de su magia para llenar una pileta con agua y comenzó a limpiar la herida despacio, a toquecitos, para quitar restos de sangre y asegurarse de que no hubiera ningún resto de cristal en la herida. Era agradable tenerla allí, por algún motivo siempre le había gustado cómo olía esa mujer, un gusto peculiar de la enfermera.
Merci Prouvaire!
Invitado
Invitado
Invitado
Anonymous
Sáb Nov 09, 2019 12:04 am por Amaryn

The wound
CON Lisbeth EN la enfermería A LAS 18 hs
Estaba siendo demasiado bondadosa diciendo que sólo había sido descuidada. Supongo que, al estar acostumbrada a los más jóvenes, que viniera a yo a la enfermería era más o menos lo mismo, aunque tuviese varios años más.

Su piel desprendía un aroma a flores que me recordaba algo, pero no sabía exactamente qué. Pero estaba bastante preocupada por la sangre de la mano, sobre todo al verme quitada la venda que cortaba la sangre, así que no me detuve demasiado en pensar. Me vi guiada por sus gestos hacia una de las camillas, donde me senté e hice un breve quejido de dolor, mientras ella se sentaba frente a mí en una silla y volvía a tomar mi mano.

- No es gracioso - dije en respuesta a su broma - Bueno, un poco sí, pero después de que me cures, la sangre saliendo de mi mano no es algo que me agrade ver.

La vi limpiando mi mano con una venda y agua en un fuentón de a poco, y me gustó ver su pericia. Era algo que disfrutaba observar en mis colegas, pero esta vez estaban ayudándome a curarme, por lo que me llegó un poco más. Me hizo preguntarme, además, si tenía algo de vida social fuera del colegio, y no dudé en expresarlo.

- ¿Siempre estás aquí, Lis? ¿No sales nunca, ni a tomar hidromiel en lo de Madame Rosmerta?
Merci Prouvaire!


We can't hide everything 118q0pG
We can't hide everything SyfqAFqWe can't hide everything 096NvYh
Amaryn once says:
Te voy a escribir la canción más bonita del mundo:
Y en tu descanso seré el reposo, y en tu camino seré el andar:
Amaryn
Amaryn
User - Nivel 3
Amaryn
Amaryn
1307Mensajes :
82Reputación :
Lun Nov 11, 2019 10:32 am por Invitado

The wound
CON Indira EN la enfermería A LAS 18 hs
Estaba concentrada en su tarea, primero debía limpiar bien la herida para que no quedaran restos y esto lo hizo concentrada, la otra parecía también mantener el silencio, tal vez para no molestarla, puede que porque le doliera y quisiera que aquello terminase lo antes posible, era comprensible. Sin embargo finalmente habló y Lisbeth alzó una ceja, no pudiendo evitar sonreír y alzarse de hombros.

La última vez que fui un tipo con una barba larguísima me invitó a un trago. — no pudo evitar una mueca de desagrado, mientras dejaba a un lado el agua y el paño para tomar el ungüento que comenzó a aplicar en  la herida con sumo cuidado de no hacerle más daño del necesario — Mientras trataba de hablar conmigo se le caía la bebida del bigote a la barba, era asqueroso. Y encima no sabía hablar de otra cosa más que de quidditch. — rodó los ojos, con evidente fastidio, pero luego soltó una risa — No es por sonar...bueno, da igual, la cuestión es que siempre que voy a algún lugar como esos se me acercan hombres tratando de tener algo conmigo y por algún motivo se comportan como verdaderos idiotas. — probablemente fuera culpa de su mitad veela, los hombres se sentían atraídos hacia ella y lo más triste es que a lo mejor ni siquiera era una atracción real, no la conocían de nada, era algo mágico o como mucho físico, aunque tampoco es que le importara porque a ella no le iba a atraer ninguno de ellos, ya podía ser el más guapo y galante, como mucho podrían ser buenos amigos — Así que simplemente dejé de salir. ¿Por qué? ¿Tú sueles salir a menudo?

Curioseó un poco, porque además hablando la mantenía distraída de su tarea. Una vez aplicado el potingue tomó una nueva venda limpia para enrrollarla alrededor de su mano con suavidad, tomándose su tiempo, después de todo era agradable tener otro adulto con el que poder conversar de vez en cuando.
Merci Prouvaire!
Invitado
Invitado
Invitado
Anonymous
Miér Nov 27, 2019 12:27 am por Amaryn

The wound
CON Lisbeth EN la enfermería A LAS 18 hs
Los hombres estúpidos que hablaban de quidditch y bebían de manera desprolija la incomodaban. Pero que información interesante, pensé sin demostrarlo, mientras la observaba colocarme el ungüento y vendarme con suavidad la mano, que aunque me molestaba, ya no me resultaba insoportable.

Me quedé unos instantes pensando en lo que había dicho, sin irme demasiado lejos por temor a dar por sentado algo que quizá no era verdad, pero me era inevitable pensar que yo me sentía de la misma forma en la misma situación. ¿Será que sencillamente se cansó de los varones de esa índole? ¿O había algo más y mi presentimiento era real?

No había tiempo para hacer preguntas incómodas que a nadie, mucho menos a mí, le gustaban. Pensé que sería una buena idea sacarla de la enfermería, al menos para que tomase algo de aire. Y ver que sucedía. En una de esas ganaba una amiga fiel. U otra cosa, pero honestamente, no sabía si para eso estaba preparada así que lo descarté.

- Yo creo que tus compañías deberían mejorar. ¿Un barbudo con hidromiel chorreando por su barba hablando de quidditch? Yo no salgo demasiado, digamos que soy un poco... selectiva en mi vida con algunas cosas, pero no me molestaría invitarte a tomar algo. Estás muy pálida. Necesitas ver algo más que adolescentes heridos... o una estúpida profesora a la que se le caen esferas de cristal - le dije sonriendo - ¿Qué opinas?
Merci Prouvaire!


We can't hide everything 118q0pG
We can't hide everything SyfqAFqWe can't hide everything 096NvYh
Amaryn once says:
Te voy a escribir la canción más bonita del mundo:
Y en tu descanso seré el reposo, y en tu camino seré el andar:
Amaryn
Amaryn
User - Nivel 3
Amaryn
Amaryn
1307Mensajes :
82Reputación :
Jue Dic 12, 2019 9:03 am por Invitado

The wound
CON Indira EN la enfermería A LAS 18 hs
No podía negar que su situación era aburrida, así que una invitación para salir le sonaba casi a música celestial. Además, la profesora le parecía una compañía más que agradable, no tenía nada que ver con los babosos. No creía que ella se viera afectada por su condición de veela así que creía que su invitación era genuína y podrían pasarlo bien. Es por eso que le devolvió una amplia sonrisa.

Opino que eso suena maravilloso. — aseguró, dándole un toquecito en la mano para que supiera que ya había terminado con lo que estaba haciendo. Ahora estaba vendada y bajo eso el potingue estaría haciendo su magia. Comenzó a recoger las cosas — La verdad es que a veces la vida aquí puede resultar un poco...— se lo pensó un segundo, porque no era desagradable ni nada parecido, le gustaba su trabajo, simplemente en ocasiones se le hacía demasiado monótono —...aburrido, supongo. Se echa un poco en falta la compañía de los adultos.

Llevó todas las cosas hacia una mesita del fondo y con un movimiento de varita se fueron colocando donde debían y la pila con agua lavándose. Dejó escapar un suspiro. La verdad era que ser personal de Hogwarts te aislaba un poco. Los profesores tenían más contacto entre ellos, eran amables, claro, pero era más común que se movieran con los que eran igual a ellos en rango, al final tenía que tratar con otro personal y no es que fuera mucho o muy ameno al trato, el resto eran elfos domésticos. Se giró para volver donde estaba ella, sonriente.

¿Y cuándo quieres que quedemos para nuestra noche de chicas? — no podía evitar que se notara su ánimo, a fin de cuentas le había hecho ilusión la invitación.
Merci Prouvaire!
Invitado
Invitado
Invitado
Anonymous

 
a